Última hora
This content is not available in your region

Protestas independentistas contra Felipe VI en Barcelona

Access to the comments Comentarios
Por Escarlata Sánchez
euronews_icons_loading
Protesta de separatistas catalanes contra la visita de Felipe VI al MWC de Barcelona
Protesta de separatistas catalanes contra la visita de Felipe VI al MWC de Barcelona   -   Derechos de autor  AP
Tamaño de texto Aa Aa

En España, el rey Felipe VI acude al Mobile World Congress de Barcelona con el plantón del president Pere Aragonés en el saludo previo a la cena. Es la segunda visita del monarca a la ciudad condal en 10 días y la primera tras los indultos a los presos del procés.

El plantón de Aragonés a Felipe VI

En la noche del domingo, compartieron mesa en la cena de inauguración del Mobile el rey Felipe VI, el presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez, el presidente de la Generalitat, Pere Aragonès y la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau.

La feria de telefonía móvil es otro paso para la recuperación del diálogo y el reencuentro, en víspera del encuentro entre Sánchez y Aragonés en el palacio de La Moncloa, el martes por la tarde.

"A través del Mobile, España renueva su compromiso con este ámbito empresarial de tan alto contenido tecnológico", declaraba el rey Felipe VI.

El MWC: Un impacto económico de más de 470 millones de euros

El congreso, que hasta la irrupción de la covid tenía un impacto económico de más de 470 millones de euros, presenta un formato híbrido debido a la pandemia combinando la asistencia virtual y presencial.

Mientras, a las puertas del Mobile Congress el ala más movilizada del independentismo protestaba contra la visita del rey Felipe VI. Con guillotinas y bajo el lema "Fuego al Borbón" quemaron fotos del monarca frente al recinto de Montjuïc de la Fira de Barcelona.

Guillotinas bajo el lema "Fuego al Borbón"

"Una vez más, Felipe VI no es bienvenido en Cataluña. Y menos esta semana pues hace pocos días se presentaron los indultos a los nueve presos independentistas. Pero el indulto no es el perdón y es encima el reconocimiento de que hicieron algo mal, digamos. Y además hay tres mil exiliados represialiados", decía la periodista Florencia Salgueiro en la protesta.

El movimiento separatista de Cataluña, respaldado por el 40% de sus 7,5 millones de habitantes, desea que la próspera región del noreste de España se convierta en una república independiente.