Última hora
This content is not available in your region

Hungría tumba postes eléctricos para salvar a la avutarda

Access to the comments Comentarios
Por Euronews
euronews_icons_loading
Hungría tumba postes eléctricos para salvar a la avutarda
Derechos de autor  Euronews
Tamaño de texto Aa Aa

Este es el último poste eléctrico que quedaba en el Parque Nacional de Kiskunság, en Hungría. Uno a uno han sido desmontados. La naturaleza recupera lo que es suyo. El proveedor de electricidad E.ON Hungría ha desmantelado unos 28 kilómetros de líneas eléctricas en dos parques nacionales, para hacerlos pasar bajo tierra, y dejar de ser una amenaza para las aves que anidan en la zona. El proyecto, cuyas tres cuartas partes han sido financiadas por la UE, ha costado cerca de un millón ochocientos mil euros.

"Las aves pueden vivir a un lado u otro del cableado eléctrico, pero no debajo de los cables, al enterrarlos liberamos espacios, y también cae una frontera que divide el espacio vital de las avutardas", asegura Miklós Lóránt, guarda forestal del Parque Nacional de Kiskunságl.

Euronews
Una avutarda húngaraEuronews

Los resultados ya son visibles. La avutarda, el ave voladora más pesada de Europa, que puede alcanzar hasta los 15 kilos, ha vuelto a las praderas. Esta especie en peligro de extinción, vuela bajo y suele perecer al chocar contra los cables del tendido eléctrico. En Hungr ía hay unas 1.500 avutardas.

Los parques eólicos, y tendidos ferroviarios e incluso las carreteras, son también un peligro porque actúan como barreras en su espacio vital.

Fuentes adicionales • Escarlata Sánchez (Voz y texto en español)