This content is not available in your region

China y Rusia refuerzan su "excelente relación" pese a las crecientes tensiones

Access to the comments Comentarios
Por Amaranta Zermeno Jimenez  con AFP, EFE
China y Rusia refuerzan su "excelente relación" pese a las crecientes tensiones
Derechos de autor  Mikhail Metzel/Sputnik

En medio de crecientes tensiones entre oriente y occidente, el presidente ruso, Vladimir Putin, y el líder chino, Xi Jinping, mantuvieron una amistosa video llamada para discutir asuntos internacionales, en la que destacaron el "excelente nivel de las relaciones bilaterales".

Las tensiones se reavivaron en las últimas semanas después de que Moscú concentrara decenas de miles de tropas cerca de la frontera ucraniana, un movimiento que Ucrania y Occidente temían que pudiera indicar planes de una nueva invasión.

En cambio, Moscú dice sentirse amenazado por el aumento de la presencia militar de la OTAN en Europa del Este, incluido su apoyo a Ucrania.

Además, el mandatario ruso confirmó que asistirá a la inauguración de los Juegos Olímpicos de Invierno que se celebrarán en Pekín en febrero del próximo año, a pesar del boicot diplomático por parte de los Estados Unidos, Canadá, Australia y el Reino Unido, por las violaciones de los derechos humanos en China.

Unidos contra la "politización del deporte"

El presidente ruso también señaló que él y Xi Jinping se oponían a "cualquier intento de politizar el deporte y el movimiento olímpico".

China ha denunciado la reciente decisión de Estados Unidos, Reino Unido, Canadá y Australia de no enviar representantes políticos a las Olimpiadas en respuesta a las violaciones de los derechos humanos, especialmente en la región china de Xinjiang (noroeste), de mayoría musulmana.

Moscú considera que este "boicot diplomático" es un intento de politizar los Juegos.

Rusia también se considera víctima de una política occidental rusófoba en el ámbito del deporte: Cree que el vasto escándalo de dopaje que lleva años minando su credibilidad deportiva está siendo aprovechado por sus rivales geopolíticos.

Acusada desde 2015 de orquestar un sistema de dopaje institucional, Rusia ha sido suspendida de las principales competiciones internacionales hasta 2022. A pesar de la acumulación de informes de investigación, testimonios de denunciantes y análisis científicos, Moscú niega haber creado un sistema estatal de dopaje y afirma que se trata de abusos individuales.

Sin embargo, los atletas rusos "limpios" pueden competir como atletas neutrales y, por tanto, estarán en Pekín.

Una relación especial

En los últimos años, China y Rusia han alineado cada vez más sus políticas exteriores para contrarrestar el dominio de Estados Unidos en el orden económico y político internacional, ya que ambos se han enfrentado a sanciones por sus políticas internas. 

El presidente chino manifestó que aunque su país y Rusia no son aliados, el actual estado de su relación "supera ese nivel por su efectividad", dijo el asesor del Kremlin, Yuri Ushakov, en rueda de prensa telefónica al término de la cumbre.

"Los líderes constataron que las relaciones han alcanzado un nivel sin precedentes", dijo