This content is not available in your region

Los rusos empiezan a sentir inquietud por las sanciones económicas

Access to the comments Comentarios
Por Maria Miret Garcia  & Redacción española
euronews_icons_loading
Los rusos empiezan a sentir inquietud por las sanciones económicas
Derechos de autor  frame

Las sanciones internacionales a la economía rusa ya se sienten en los bolsillos de muchos ciudadanos. Ante el desplome del rublo, los rusos intentan retirar sus ahorros de los bancos. Muchos no lo consiguen.

- "Hay colas enormes en todas partes. Hace poco había aquí 70 personas esperando y pocos cajeros tienen dinero".

La guerra empieza a preocupar a la población, sobre todo a los jóvenes.

- "La gente está empezando a asustarse. Una vez que Putin ha dado el primer paso, quién sabe si le dará la psicosis y apretará un botón".

- "Por supuesto, no apoyamos la guerra ni ninguna agresión. Siempre es mala. Nadie va a salir ganando de esto".

Pero no todo es blanco o negro. Entre quienes apoyan la invasión de Ucrania también hay grises.

- "Las medidas que ha tomado nuestro gobierno son acciones forzadas. Es muy difícil hacer pronósticos. Queremos la paz. Necesitamos paz".

Muchos rusos son víctimas de la propaganda

En cuanto a quién es responsable, hay quienes replican los mensajes del Kremlin.

- "Han provocado a Rusia".

- "Son los ucranianos los que lo están haciendo. Putin tiene razón. Quiero que lo oiga todo el mundo. Putin es el que la tiene razón".

Pero es la juventud, que ha crecido con Putin en el poder, quien tiene más miedo de perder... muchos temen que les movilicen.

- "Hay recelos. Todo el mundo está en el medio. A ninguno de nosotros nos gustaría estar allí".

- "Nos da miedo salir a la calle en esta situación, porque Putin tiene todo el poder. Lo único que podemos hacer es dar nuestra opinión. Estamos en contra de esto".

Los rusos están divididos con respecto a la guerra

Los rusos, divididos, empiezan a sentir inquietud por las sanciones.

Muchos son víctimas de la propaganda.

El pronóstico no es halagüeño.