This content is not available in your region

Desde Polonia, un grupo de ucranianos pide a la OTAN una zona de exclusión aérea sobre Ucrania

Access to the comments Comentarios
Por Valérie Gauriat
euronews_icons_loading
Desde Polonia, un grupo de ucranianos pide a la OTAN una zona de exclusión aérea sobre Ucrania
Derechos de autor  Valérie Gauriat

Todos los días, la famosa ciudad vieja de Cracovia, en Polonia, acoge manifestaciones de grupos de ciudadanos ucranianos obligados a abandonar su país, desgarrado por la guerra.

Sin descanso, apelan a los líderes occidentales para que impongan una zona de exclusión aérea sobre Ucrania.

Entre los manifestantes, hay un grupo de niños procedentes de un orfanato bombardeado en la ciudad oriental de Járkov.

Oleksandra Solovka llegó de Kiev hace unos días. Su marido se quedó a luchar.

"Ayúdenos a proteger la vida de nuestros niños y mujeres. Y a proteger toda Europa. Porque es una guerra contra la humanidad, y contra la vida en todo el mundo", dice Oleksandra.

"Los niños de Ucrania están siendo asesinados, por culpa de ese imbécil, Putin. Podemos cerrar el cielo. La OTAN puede cerrar el cielo. Esta gente que es asesinada, es mucha gente. Hay un genocidio en mi país. No hay razón para eso", se lamenta Mia, refugiada ucraniana. 

"Si no hacemos más esfuerzos ahora, Polonia y otros países van a ser los siguientes", agrega. 

"El presidente turco, Erdogan, no tiene miedo de enviar esos aviones sin piloto a Ucrania. Entonces, ¿cómo es que las democracias tienen miedo? Todos los grandes países poderosos con presupuesto militar, que es mucho más grande, docenas de veces más grande que Rusia y Bielorrusia juntos, ¡y tienen miedo de actuar! Simplemente les falta la fuerza de voluntad", opina Adrian Harasyn, ucraniano residente en Polonia. 

Todos aquí piden a los ciudadanos de los países occidentales que apelen a sus gobiernos.

"¡Por favor, todo el mundo! ¡No se queden callados! Por favor, ayuden. Necesitamos vuestra ayuda. Lo que digo es para todos. Lo que digo es para Biden, para Macron, para Johnson, Scholz y para el pueblo. Quiero decirles a todos ustedes: si no detienen a Putin, la sangre del pueblo ucraniano estará en sus manos", declaró otro Andriy Fuchenko, otro ucraniano residente en Polonia.