This content is not available in your region

Bolivia | Violenta protesta de cocaleros en La Paz

Access to the comments Comentarios
Por Escarlata Sánchez  con AFP & AP
euronews_icons_loading
Protesta de cocaleros en La Paz
Protesta de cocaleros en La Paz   -   Derechos de autor  AFP

Barricadas, infiltrados y gases lacrimógenos en Bolivia, en los violentos enfrentamientos entre los cocaleros y la policía en La Paz.

La causa de la disputa es un nuevo mercado de hoja de coca, al que la Asociación Departamental de Productores de Coca, ADEPCOCA considera ilegal.

En los últimos días la policía ha impedido que sus miembros tomen por la fuerza el nuevo mercado mediante agresiones.

"Hemos salido a pedir que cierre el Gobierno, en cumplimiento de la ley, en cumplimiento de las normativas que cierre este mercado paralelo de hoja de coca.", decía Freddy Machicado, presidente de la Asociación de Productores de Coca de Bolivia (Adepcoca).

ADEPCOCA acusa al Gobierno de respaldar al sindicato cocalero rival. Los cocaleros han roto el diálogo con el Gobierno por la ausencia del ministro de Desarrollo Rural y Tierras, Remmy Gonzales, quien no asistió a la reunión sobre el cierre del mercado paralelo, instalado por Arnald Alanes, afín al MAS.

La cocalera, Tomasa Medina, protestaba asegurando que : "Ese mercado no tiene que funcionar. Sabemos que es un mercado que no tiene validez, que no tiene licencia de funcionamiento."

Durante el fin de semana, más de 30 cocaleros fueron detenidos y posteriormente puestos en libertad. Uno de ellos, herido de gravedad, sigue ingresado en el hospital.

ADEPCOCA administra el principal mercado de hoja de coca en la capital boliviana y asegura ser el único sindicato autorizada para su comercialización. Aunque en Bolivia la constitución clasifica a la coca como una "hoja sagrada" debido a la herencia cultural andina y su uso tradicional. Sin embargo, gran parte de su producción se desvía hacia la fabricación de cocaína, de la cual Bolivia es el tercer productor mundial después de Colombia y Perú.