EventsEventosPodcasts
Loader
Encuéntranos
PUBLICIDAD

Con el auge de los movimientos populistas en Europa, ¿qué lugar queda para el centrismo?

La presidenta del Partido Popular Sueco, Anna-Maja Henriksson, , Petteri Orpo, Riikka Purra, y Sari Essayah.
La presidenta del Partido Popular Sueco, Anna-Maja Henriksson, , Petteri Orpo, Riikka Purra, y Sari Essayah. Derechos de autor Heikki Saukkomaa/Lehtikuva
Derechos de autor Heikki Saukkomaa/Lehtikuva
Por Euronews
Publicado Ultima actualización
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied

No solo la extrema derecha, sino también los partidos de izquierda radical desempeñan un papel cada vez más importante en el debate político, en detrimento de los partidos centristas.

PUBLICIDAD

Es el último ejemplo en Europa de una coalición que incluye a la extrema derecha... Finlandia presentó el viernes su nuevo Gobierno, que incluye a los conservadores y a un partido antiinmigración que quedó segundo en las elecciones parlamentarias.

No sólo la extrema derecha, sino también los partidos de izquierda radical desempeñan un papel cada vez más importante en el debate político, en detrimento de los partidos centristas.

En una Europa fracturada por divisiones políticas que enfrentan a proeuropeos y antieuropeos, a favor y en contra de la inmigración o a conservadores y progresistas, el centro político se enfrenta a una competencia cada vez mayor.

"El centrismo es la búsqueda de un consenso", explica la historiadora y profesora universitaria honoraria Sylvie Guillaume.  Y en cuanto hay una división —y las divisiones se están desarrollando mucho más a través de las redes sociales—, en cuanto hay divisiones muy fuertes y muy duras en la sociedad, se produce un debilitamiento del centrismo".

Con las redes sociales casi ocupando el lugar de los organismos intermediarios, la crisis de los chalecos amarillos en Francia es un ejemplo de cómo el electorado se ha alejado de los partidos tradicionales, cediendo a la retórica populista.

De populismo a pragmatismo

Guillaume asegura que "el auge del extremismo no es sólo un fenómeno político. También es un fenómeno social. Antes había partidos políticos, sindicatos, estructuras que proporcionaban una especie de marco, que tenían, si se quiere, la función de proporcionar un marco. Ahora estos partidos políticos llamados tradicionales se han hundido".

Pero si los partidos tradicionales tienen problemas, sus ideas parecen ser retomadas por los partidos populistas en cuanto se acercan al poder, como se vio en el giro de 180 grados de Marine le Pen sobre Europa, o en la posición de la italiana Giorgia Meloni sobre la OTAN y Rusia.

Por su parte, Jean-Pierre Darnis, profesor en la Universidad de la Costa Azul y profesor visitante en la LUISS de Roma, cree que "se pueden tener discursos de protesta, se pueden tener formas de populismo, pero cuando se llega al poder, y si se quiere permanecer en él, se empieza a cultivar lo que antes se llamaba un discurso centrista. Los partidos centristas han perdido sus funciones en el contexto actual, ya que sus ideas han sido adoptadas".

Queda por ver si el Parlamento Europeo, bastión del centrismo, resistirá la embestida de los partidos populistas en las elecciones Europeas de 2024.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

¿Quién va a ganar las elecciones legislativas francesas? Esto dicen las últimas encuestas

Renovar Europa podría sufrir un serio varapalo en las elecciones europeas

Simon Harris: La solución de dos Estados en Oriente Próximo es el camino hacia la paz