Más de un centenar de personas se enfrentan a penas de cárcel por rendir tributo a Navalni en Rusia

Una mujer toca una foto de Alexéi Navalni tras depositar flores para rendirle un último homenaje en el Monumento a las Víctimas de la Represión Política en San Petersburgo.
Una mujer toca una foto de Alexéi Navalni tras depositar flores para rendirle un último homenaje en el Monumento a las Víctimas de la Represión Política en San Petersburgo. Derechos de autor Dmitri Lovetsky/Copyright 2024 The AP. All rights reserved
Derechos de autor Dmitri Lovetsky/Copyright 2024 The AP. All rights reserved
Por Euronews
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied

Desde el pasado viernes, día de la muerte de Navalni, han sido detenidas unas 400 personas, 150 de las cuales ya han sido condenadas a penas cortas de cárcel.

PUBLICIDAD

Numerosos ciudadanos de Rusia siguen depositando flores en homenaje al líder de la oposición, Alexéi Navalni, tras su repentina muerte en una prisión del Ártico. Sus muestras de dolor y su reconocimiento entraña peligro, ya que se arriesgan a ser detenidos, en un país donde hasta la disidencia más leve puede generar una intervención policial. Desde el pasado viernes, día de la muerte de Navalni, han sido detenidas unas 400 personas, 150 de las cuales ya han sido condenadas a penas cortas de cárcel.

Al parecer, el cadáver de Navalni permanece "en la morgue", cerca del remoto complejo penitenciario donde murió de manera repentina. Su familia y sus aliados acusan a las autoridades rusas de ocultar el cuerpo. Creen firmemente que el presidente Putin debe responder por su muerte. Fuentes gubernamentales afirman que se ha realizado una autopsia, pero que no ha sido concluyente y que es necesaria una segunda.

Homenajes en todo el mundo para recordar la figura de Alexéi Navalni

La muerte del hombre que ha sido reconocido como el más destacado crítico del Kremlin en Rusia, ha provocado homenajes en todo el mundo. En el Reino Unido se colocaron flores cerca de la embajada rusa en Londres. En clara alusión a Moscú, uno de los mensajes escritos decía: "Podéis matar al hombre, pero no la verdad".

Varios centenares de personas protestaron en Berlín contra la política del presidente ruso, Vladímir Putin. Poco antes de la manifestación, el grupo musical disidente Pussy Riot realizó su propia protesta. Integrantes del colectivo ruso, y simpatizantes, ataviados con máscaras rosas, corearon consignas como "Putin, el asesino" frente a la embajada de Rusia.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Los líderes de la UE culpan a Rusia de la muerte del líder opositor Alexéi Navalni

Empeora la salud de Oleg Orlov, activista político ruso encarcelado por defender los DD.HH.

La periodista Alsu Kurmasheva seguirá dos meses más entre rejas en Rusia