EventsEventosPodcasts
Loader
Encuéntranos
PUBLICIDAD

Desde pizzas antiguas hasta santuarios de serpientes: Echa un vistazo a esta casa recientemente excavada en Pompeya

Una casa de Pompeya revela esqueletos, un horno industrial y una pintura mural de focaccia
Una casa de Pompeya revela esqueletos, un horno industrial y una pintura mural de focaccia Derechos de autor AP Photos
Derechos de autor AP Photos
Por Theo FarrantAP
Publicado
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Este artículo se publicó originalmente en inglés

Las mundialmente famosas ruinas de Pompeya aún guardan muchos secretos por descubrir. Recientemente, los restos de una domus han ofrecido nuevas y extraordinarias pruebas de la vida en la ciudad antes de la catástrofe.

PUBLICIDAD

Los arqueólogos que trabajan en Pompeya han excavado los restos de una vivienda, desenterrando extraordinarias pruebas de vida en la ciudad antes de la mortífera erupción volcánica que causó muerte y destrucción en el año 79 d.C.

Los recientes hallazgos incluyen los restos de tres esqueletos humanos, un horno utilizado para hornear, un pequeño santuario que probablemente tuvo una gran importancia religiosa, así como los restos carbonizados de una cama que atestigua la rápida devastación causada por la catástrofe.

Entre los descubrimientos más intrigantes se encuentra una colección de exquisitos frescos que adornaban las paredes de la vivienda.

Uno de estos frescos representa la imagen de un alimento de aspecto muy familiar servido en un plato de metal: una pizza.

Desentrañando el enigma de la "pizza" antigua

Credit: Pompeii Archaeological Park
Una pintura de Pompeya de 2.000 años hallada en las nuevas excavaciones de Regio IX.Credit: Pompeii Archaeological Park

Aunque técnicamente no se trata de una pizza, sino más bien de una focaccia redonda con ingredientes, este reciente hallazgo es probablemente una de las representaciones más llamativas de este alimento de fama internacional que se han encontrado en los últimos años.

Pompeya está a tiro de piedra de Nápoles, la ciudad de la pizza, pero los ingredientes clave para la preparación del plato icónico de Italia -tomates y mozzarella- no estaban disponibles cuando se pintó el fresco hace unos 2.000 años.

Los expertos creen que lo que realmente se representa en el fresco es una focaccia, cubierta de fruta, como granada y dátiles, y terminada con especias.

A pocos metros, hay un gran horno bien conservado, con capacidad para producir 100 panes al día.

Hasta ahora se han desenterrado unos 50 hornos en Pompeya, pero los expertos creen que éste probablemente fue utilizado por un mayorista, que distribuía pan por toda la ciudad, quizá a los numerosos establecimientos de comida rápida por los que Pompeya era tan famosa.

"Esta casa de aquí es probablemente algo intermedio en el lado de la (clase) alta porque tenemos pinturas, tenemos este bodegón (fresco) aquí, hay otras habitaciones con frescos, pero también hay una panadería con un horno dentro de la casa, lo que es inusual para las casas de la élite de la clase más alta", explica Gabriel Zuchtriegel, director del yacimiento arqueológico de Pompeya.

Ecos de tragedia

Credit: AP Photo/ Pompeii Archaeological Park
Los restos de un esqueleto encontrado por las nuevas excavaciones de Regio IX.Credit: AP Photo/ Pompeii Archaeological Park

A pocos metros del horno se encontraron tres esqueletos tirados en el suelo, con los huesos destrozados.

Los análisis sugieren que pertenecían a dos mujeres y un niño de entre 3 y 4 años que se habían refugiado en una de las salas para escapar de la erupción y luego murieron aplastados por el techo que se derrumbó.

"Estaban muy dañados por el derrumbe de las estructuras de los pisos superiores de la casa. La imagen de huesos y cráneos rotos por el impacto del edificio que se derrumbaba era realmente drástica", explica Zuchtriegel.

"Estas personas, probablemente dos mujeres y un niño, estaban escondidos aquí durante la erupción. Empezaron a llover piedras, así que la respuesta natural fue buscar algún refugio, esconderse bajo algún tejado".

El drama de aquellos días trascendentales de octubre del año 79 también se desvela en otra parte de la casa, en lo que una vez fue un dormitorio.

La cama es ahora una masa carbonizada, resultado del voraz incendio. Es difícil reconocerla, ya que sólo conserva una vaga silueta, grabada de forma inquietante en las paredes y el suelo que la rodean.

Santuario cubierto de serpientes

Credit: AP Photo
En la época de Roma, la serpiente era un símbolo de prosperidad y buen augurio.Credit: AP Photo

En otra sala, los excavadores descubrieron recientemente el "Lararium", un magnífico santuario donde sus habitantes confiaban sus esperanzas, deseos y plegarias a los dioses.

Está decorado con dos serpientes de estuco pintadas, animales que en la época de Roma eran símbolos de prosperidad y buen augurio, y representaban un vínculo con los antepasados.

PUBLICIDAD

Estas últimas excavaciones vuelven a un sector del parque explorado por última vez a finales del siglo XIX, pero sólo ahora, por primera vez, se ha desvelado toda su superficie y esta domus (casa romana).

"No es nuestro objetivo excavar toda la ciudad, lo que sería muy irresponsable porque sólo se puede excavar una vez. Excavar es, en cierto modo, también una forma de destrucción", afirma Zuchtriegel.

"Quizá en el futuro sean capaces de sacar de ahí aún más información, así que también deberíamos dejar algo para el futuro", añade.

Vea el vídeo para conocer más de cerca los recientes descubrimientos realizados en la domus de Pompeya.

Editor de vídeo • Theo Farrant

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Descubren en Pompeya una inquietante panadería-prisión donde se explotaba a esclavos y burros

Un fresco de Pompeya podría mostrar un antepasado de la "pizza"

Extraordinario descubrimiento en Pompeya: hallan víctimas aplastadas por el terremoto