EventsEventosPodcasts
Loader
Encuéntranos
PUBLICIDAD

Bruselas aprueba la ayuda estatal alemana a la planta de baterías de Northvolt para evitar que la inversión vaya a EE.UU.

La Comisaria europea de Competencia, Margrethe Vestager (izquierda), y el Vicecanciller alemán, Robert Habeck
La Comisaria europea de Competencia, Margrethe Vestager (izquierda), y el Vicecanciller alemán, Robert Habeck Derechos de autor Lukasz Kobus/ EU
Derechos de autor Lukasz Kobus/ EU
Por Mared Gwyn Jones
Publicado
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied
Este artículo se publicó originalmente en inglés

El fabricante sueco de baterías Northvolt recibirá 902 millones de euros en ayudas estatales alemanas, en el primer uso que hace Bruselas de unas normas más flexibles sobre ayudas estatales para evitar que las inversiones se desvíen fuera de Europa.

PUBLICIDAD

La Comisión Europea anunció el lunes que había aprobado una ayuda estatal alemana para que Northvolt construya en la localidad de Heide (Schleswig-Holstein) una gigafactoría de fabricación de pilas para vehículos eléctricos (VE), en una inversión por valor de 2.500 millones de euros.

Es la primera vez que el bloque hace uso de la "ayuda de contrapartida", una medida excepcional adoptada en marzo para permitir a los Estados de la UE conceder mayores cantidades de ayuda a las empresas cuando existe el riesgo de que la inversión se desvíe de Europa.

Sin esta medida, Northvolt habría trasladado su inversión a EE.UU. para beneficiarse de la Ley de Reducción de la Inflación (IRA), el atractivo plan de subvenciones ecológicas de la administración Biden que ofrece generosas desgravaciones fiscales y descuentos a la tecnología ecológica fabricada en EE.UU.

La norma de "ayudas equivalentes" forma parte de la respuesta de la UE para evitar un éxodo industrial al otro lado del Océano Atlántico.

"Las ayudas de contrapartida son una novedad que utilizamos (...) para asegurarnos de que si las empresas reciben ayudas en otras jurisdicciones, un Estado miembro pueda igualarlas para que la inversión se realice en Europa, la tecnología se desarrolle en Europa y los puestos de trabajo se sitúen en Europa", ha declarado la responsable de Competencia del bloque, Margrethe Vestager, que ha anunciado la aprobación junto al vicecanciller alemán, Robert Habeck.

"Consideramos un fallo del mercado que Europa haya carecido por completo de inversiones en baterías", ha explicado Vestager, quien ha añadido que la decisión "allana el camino para un fuerte desarrollo de la industria de baterías".

Habeck ha descrito la decisión como un "gran anuncio para Alemania", asegurando que Northvolt había elegido Heide como ubicación estratégica por la disponibilidad de energía renovable que alimentaría sus operaciones.

"No sólo quieren tener movilidad verde, sino una producción verde de movilidad verde", ha dicho Habeck, "y esto cuenta una historia, creo, para el futuro de las industrias europeas. Necesitamos una industria más sólida para los nuevos sectores: semiconductores, baterías, electrólisis, hidrógeno".

Los 902 millones de euros en ayudas estatales alemanas incluirán 700 millones en subvenciones directas y 202 millones en garantías. Northvolt ha afirmado que su producción comenzará en 2026 y alcanzará su plena capacidad en 2029.

La Comisión Europea también ha aprobado este lunes una ayuda estatal francesa de 2.900 millones de euros en el marco de un plan de apoyo a la producción de tecnología ecológica que incluye baterías, paneles solares, turbinas eólicas y bombas de calor.

El bloque europeo reconoce que debe apoyarse en socios económicos de todo el mundo para impulsar su transición ecológica y digital, ya que carece de muchos de los materiales y minerales esenciales utilizados en baterías eléctricas, semiconductores, paneles solares y otros.

Quiere impulsar las inversiones en proyectos estratégicos en suelo europeo, al tiempo que "libera de riesgos" sus cadenas de suministro fomentando asociaciones comerciales con potencias mundiales afines.

Otras medidas de la UE, como la Ley de Industria Neta Cero y la Ley de Materias Primas Críticas, pretenden ampliar la industria europea y proteger la seguridad económica del bloque.

No "desnivelar" el terreno de juego

Al ser preguntada sobre si la decisión del lunes de conceder la primera ayuda a Alemania, la mayor economía y potencia industrial de la UE, podría enviar el mensaje de que las economías más potentes de la UE serán las primeras en beneficiarse de tales medidas, Vestager ha defendido que "es una de las cosas que nos tomamos muy en serio. Así que una de las cosas que hemos comprobado es, por supuesto, si esto desnivelará el terreno de juego'".

Ha añadido que el Ejecutivo comunitario estaba analizando los "números" para comprobar que las decisiones de aprobación y los pagos no pusieran en desventaja a ningún Estado de la UE.

PUBLICIDAD

Habeck ha rechazado la idea de que estos regímenes puedan agravar la desigualdad económica entre los Estados de la UE.

"La verdadera competencia a la que nos enfrentamos no es entre Alemania e Italia o Dinamarca o Países Bajos (...) Es entre Europa y China y Estados Unidos", ha dicho Habeck.

"Estoy dispuesto a hacer todo lo posible para que el mercado interior, el mercado único, funcione correctamente. Y también para que los países más pequeños o los países con una economía más débil, o los países con no mucho poder de fuego, tal vez una mayor tasa de endeudamiento (...) tengan también sus oportunidades", ha asegurado.

"Pero la solidaridad europea significa también que los que pueden invertir, los que pueden formar parte de una economía fuerte renovada, no sean vistos con desconfianza", ha pedido.

PUBLICIDAD

Alemania sufre actualmente un descenso de la producción industrial y una recesión cada vez más profunda, lo que hace temer que sus débiles resultados arrastren a la economía de la UE en su conjunto.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Borrell acusa a Orbán de deslealtad y se suma al 'boicot' de la Presidencia húngara

¿Qué significaría la posible candidatura de Kamala Harris para la Unión Europea?

La ONU advierte que los casos de SIDA aumentarán a 46 millones en 2050 si los políticos no actúan