EventsEventosPodcasts
Loader
Encuéntranos
PUBLICIDAD

La energía y los servicios impulsan la inflación de la zona euro en septiembre

La energía y los servicios impulsan la inflación de la zona euro en septiembre
La energía y los servicios impulsan la inflación de la zona euro en septiembre Derechos de autor Thomson Reuters 2021
Derechos de autor Thomson Reuters 2021
Por Reuters
Publicado Ultima actualización
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button

BRUSELAS, 20 oct - El encarecimiento de la energía y los servicios impulsó la inflación de la zona euro en septiembre, tal y como se esperaba, según los datos publicados el miércoles, y la inflación subyacente también fue mayor.

La oficina de estadística de la Unión Europea, Eurostat, indicó que los precios al consumo en los 19 países que utilizan el euro subieron un 0,5% intermensual en septiembre, lo que supone un aumento interanual del 3,4%, según las estimaciones anteriores de Eurostat.

Aunque la cifra principal se situó muy por encima del objetivo del Banco Central Europeo del 2%, el rebasamiento se debió principalmente a un aumento del 17,6% interanual de los precios de la energía y a un incremento del 2,0% de los costes de los alimentos, el alcohol y el tabaco.

Sin estos elementos volátiles, o lo que el BCE denomina inflación subyacente, los precios crecieron un 0,4% intermensual para un incremento interanual del 1,9%, más rápido que el 1,6% anual de agosto.

Según Eurostat, los precios de la energía fueron responsables de casi la mitad de la lectura global de la inflación interanual, añadiendo 1,63 puntos al resultado final. Los servicios añadieron otros 0,72 puntos y los precios de los bienes industriales no energéticos otros 0,57 puntos.

El BCE espera que los precios al consumo vuelvan a relajarse en 2022.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

En busca de la supertinteligencia artificial, evitando las presiones económicas o resultistas

El auge de la IA propulsa a Nvidia como la empresa más valiosa del mundo

La UE confía en que las investigaciones sobre la ASD se cierren en unos meses