This content is not available in your region

Rusia está a punto de usar el gas como arma en la crisis energética de Europa: asesor de Biden

Rusia está a punto de usar el gas como arma en la crisis energética de Europa: asesor de Biden
Rusia está a punto de usar el gas como arma en la crisis energética de Europa: asesor de Biden   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2021
Por Reuters

WASHINGTON, 25 oct – El asesor de seguridad energética global del presidente de Estados Unidos, Joe Biden, dijo el lunes que el mandatario ruso, Vladimir Putin, está cerca de usar el gas natural como una herramienta política si Moscú frena las exportaciones de combustible a Europa, que está sufriendo una crisis energética.

“Creo que nos estamos acercando a ese punto, en que Rusia tiene efectivamente el gas para suministrar y decide no hacerlo, y sólo lo hará si Europa accede a otras demandas que no tienen nada que ver”, dijo Amos Hochstein a reporteros, a la pregunta de si Putin usaba el gas como arma.

Hochstein sostuvo que los precios del gas en Europa han subido no sólo por los acontecimientos en la región, sino también por una temporada de sequía en China que ha reducido la producción de energía hidroeléctrica y ha aumentado la competencia mundial por el gas natural.

Sin embargo, aunque varios factores han provocado la crisis del gas en Europa, Rusia es el país mejor situado para ayudarla, señaló.

“No tengo ninguna duda, y la propia Agencia Internacional de la Energía lo ha confirmado, de que el único proveedor que puede marcar una gran diferencia para la seguridad energética europea en este momento, para este invierno, es Rusia”, dijo Hochstein.

Rusia puede aumentar su producción de gas y debe hacerlo rápidamente a través de los gasoductos existentes, añadió.

Yuriy Vitrenko, director de la compañía energética estatal ucraniana Naftogaz, dijo este mes que Rusia estaba tratando de chantajear a Europa para que certifique su gasoducto Nord Stream 2 manteniendo un bajo suministro de combustible.

El gasoducto, al que Washington se opone porque elude a Ucrania, está terminado pero necesita la aprobación de Alemania para empezar a suministrar gas ruso a Europa por el Mar Báltico.