This content is not available in your region

Tesla retira su nueva tecnología de conducción autónoma por "problemas" de software

Analysis-Tesla looks to pave the way for Chinese battery makers to come to U.S
Analysis-Tesla looks to pave the way for Chinese battery makers to come to U.S   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2021
Por Reuters

Por Marcelo Teixeira y Hyunjoo Jin

NUEVAYORK/ SANFRANCISCO, 24 oct – El fabricante estadounidense de coches eléctricos Tesla Inc. retiró el domingo la última versión de su software de conducción autónoma completa (FSD), menos de un día después de su lanzamiento, después de que los usuarios se quejaran de falsos avisos de colisión y otros problemas.

El contratiempo se produce en un momento en el que Tesla se encuentra bajo el escrutinio de las autoridades sobre la seguridad de su tecnología de conducción semiautónoma, que denomina “FSD“.

Tesla no respondió inmediatamente a las solicitudes de comentarios fuera del horario de trabajo habitual en Estados Unidos.

El lanzamiento del nuevo sistema de asistencia a la conducción para algunos propietarios de modelos de Tesla, que según la compañía presenta varias mejoras, se había anunciado para el viernes 22 de octubre.

El sábado, Musk dijo que el lanzamiento probablemente se retrasaría un día.

Los vehículos Tesla con el último software 10.3 emitieron repetidamente avisos de colisión frontal cuando no había peligro inmediato, según los vídeos publicados por los usuarios de la versión beta. Algunos vehículos también frenaron automáticamente sin razón, dijeron los usuarios en publicaciones en las redes sociales.

Algunos usuarios dijeron que habían perdido por completo el software FSD beta después de tener problemas con la última versión.

No había información el domingo sobre una posible nueva fecha para el lanzamiento, ni por parte de Musk en las redes sociales ni por parte de Tesla.

La Administración Nacional de Seguridad del Tráfico en las Carreteras (NHTSA) abrió en agosto una investigación formal sobre la seguridad del sistema Autopilot de Tesla en 765.000 vehículos estadounidenses después de una serie de accidentes en los que se vieron involucrados modelos de Tesla y vehículos de emergencia.