This content is not available in your region

La lira turca reduce pérdidas tras tocar un mínimo histórico cercano a las 11 por dólar

La lira turca reduce pérdidas tras tocar un mínimo histórico cercano a las 11 por dólar
La lira turca reduce pérdidas tras tocar un mínimo histórico cercano a las 11 por dólar   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2021
Por Reuters

ESTAMBUL, 18 nov – La lira turca recortaba parcialmente pérdidas tras hundirse el jueves hasta un mínimo histórico de casi 11 por dólar, antes de una reunión del banco central de Turquía en la que se espera que se recorten aún más las tasas de interés, a pesar del actual contexto de bruscas caídas en la divisa y con la inflación cerca del 20%.

La lira se situaba en 10,85 frente al dólar a las 0503 GMT. Anteriormente había bajado a 10,98, casi un 9% menos que al cierre del viernes.

La decisión del banco central turco está prevista para las 14:00 hora local (1100 GMT). Se espera que recorte los tipos en 100 puntos básicos, hasta el 15%, según un sondeo de Reuters.

La caída de la divisa en las últimas semanas por la preocupación de una mayor relajación monetaria se vio exacerbada el miércoles por los comentarios del presidente turco,  Recep Tayyip Erdogan, de que continuará su batalla contra los tipos de interés “hasta el final”.

La insistencia de Erdogan en recortar los tipos y sus frecuentes revisiones de la dirección del banco central, en parte por desacuerdos políticos, han dañado gravemente la credibilidad del banco central a lo largo de los años, golpeando la lira.

El banco central turco, que afirma que las presiones sobre los precios son temporales, comenzó a emitir mensajes de distensión en septiembre y se embarcó en un ciclo de flexibilización ese mismo mes. Desde entonces, ha recortado el tipo de interés oficial en 300 puntos básicos, hasta el 16%.

Esta agresiva flexibilización ha roto las expectativas y ha dejado a Turquía prácticamente sola en un mundo de endurecimiento de políticas monetarias. Sin embargo, ha proporcionado el estímulo que tanto deseaba Erdogan.

“Incluso un mantenimiento (o una subida de los tipos) sólo puede proporcionar un alivio a corto plazo para la moneda, ya que mucho dependerá de la reacción del presidente y de si decide desprenderse de otro gobernador del banco central”, dijo Jason Tuvey, economista de mercados emergentes de Capital Economics.

“Desde un punto de vista puramente macroeconómico, está claro lo que debería hacer el Comité de Política Monetaria en la reunión de mañana (es decir, subir los tipos de interés de forma agresiva para apuntalar los flujos de capital y apoyar la moneda), pero hay una enorme incertidumbre sobre lo que hará exactamente”, dijo en una nota el miércoles.

La lira, la moneda con peor rendimiento en los mercados emergentes este año, ha perdido más del 32% frente al dólar y más del 65% en los últimos cuatro años.

La caída de la divisa merma los ingresos de los turcos, junto con una inflación de dos dígitos la mayoría del año, y hace subir los precios en Turquía a través de las importaciones.