This content is not available in your region

El Ibex-35 pierde gas ante la subida de la rentabilidad de la deuda de EEUU

El Ibex-35 pierde gas ante la subida de la rentabilidad de la deuda de EEUU
El Ibex-35 pierde gas ante la subida de la rentabilidad de la deuda de EEUU   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2022
Por Reuters

18 ene – El principal índice bursátil español acabó el martes con un descenso moderado, ante la previsible aceleración de las subidas de tipos de interés en Estados Unidos, que elevaban las rentabilidades de los bonos estadounidenses y reducían el atractivo de la renta variable.

Pese a no esperar medidas concretas en su próxima reunión de política monetaria a finales de enero, los mercados apuestan con fuerza por una subida de tipos de la Reserva Federal de Estados Unidos en marzo y una retirada de sus estímulos más rápida de lo esperado, perspectiva que refuerza la continuidad de los altos niveles de inflación en todo el mundo tras la reapertura económica.

A ello se sumaban unos resultados del banco estadounidense Goldman Sachs que no cumplieron con las expectativas y el repunte del crudo, que eleva los costes para las empresas.

El precio del barril de petróleo Brent cotizaba con un alza del 0,35%, mientras el crudo ligero de Texas subía un 1,2% después de que el grupo hutí de Yemen atacara a los Emiratos Árabes Unidos.

Con todo, el mercado español se veía menos penalizado que otras plazas europeas como Berlín o París, que tienen un peso mayor de valores tecnológicos —especialmente perjudicados por las subidas de las rentabilidades de la deuda—, mientras que Madrid cuenta en su selectivo con un gran número de bancos, beneficiados por los mayores costes de los préstamos.

Diego Morín, analista de IG, destacó las dificultades que está encontrando en las últimas jornadas el índice español Ibex-35 para prolongar su recuperación y rebasar los niveles del 26 de noviembre, “cuando la aparición de los primeros casos de ómicron provocó el derrumbe del Ibex, por lo que seguimos pendientes de la consolidación de dicha zona para continuar conquistando próximas resistencias”.

“(…) la ‘llave’ de la rotura (del nivel de los 8.800 puntos, que el índice perdió el martes) sigue estando en el lado de la demanda y de las empresas con mayor peso del selectivo, por lo que estaremos atentos a las zonas altas, de lo contrario, podríamos ver retrocesos hacia la zona de los 8700 puntos”, añadió.

El selectivo bursátil español Ibex-35 cerró con una caída de 57,10 puntos el martes, un 0,65%, hasta 8.781,60 puntos, mientras que el índice de grandes valores europeos FTSE Eurofirst 300 perdió un 0,75%.

En el sector bancario, Santander perdió un 0,52%, BBVA no mostró cambios, Caixabank cedió un 2,78%, Sabadell ganó un 0,03%, y Bankinter se revalorizó un 0,85%.

Entre los grandes valores no financieros, Telefónica se anotó un 1,50%, Inditex cedió un 0,21%, Iberdrola se dejó un 0,89%, Cellnex ganó un 0,05% y la petrolera Repsol perdió un 0,18%.

Destacó en negativo el grupo eólico Siemens Gamesa se dejó un 3,68% , un descenso provocado “por las deficiencias en las cadenas de suministros y el aumento de los precios del acero”, según señaló Morín, el analista de IG.