This content is not available in your region

Hong Kong podría estar confinado hasta 2024 y provocar un éxodo empresarial -Cámara de Comercio Europea

Hong Kong podría estar confinado hasta 2024 y provocar un éxodo empresarial -Cámara de Comercio Europea
Hong Kong podría estar confinado hasta 2024 y provocar un éxodo empresarial -Cámara de Comercio Europea   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2022
Por Reuters

HONGKONG, 26 ene – Hong Kong podría no salir del confinamiento hasta principios de 2024 debido a sus estrictas políticas contra el COVID-19, lo que podría provocar un éxodo de empresas y personal extranjeros y poner en peligro su papel como centro financiero, según afirma la Cámara de Comercio Europea de la ciudad en el borrador de un informe.

La eficacia limitada de las vacunas desarrolladas localmente está obligando a la China continental a mantener restricciones estrictas sobre los viajes, dijo la cámara en el borrador que fue revisado por Reuters pero que no se ha hecho público.

La Cámara de Comercio Europea declinó hacer comentarios sobre el informe.

El escenario más probable para Hong Kong lo llevaría a no salir del confinamiento hasta que China administre su vacuna de ARNm o ARN mensajero a sus 1.400 millones de habitantes, lo que podría tardar hasta finales de 2023 o principios de 2024, dijo.

Si ese fuera el caso, la cámara dijo que existía el riesgo de un “efecto cascada” de empresas que abandonen el centro financiero asiático.

“Anticipamos un éxodo de extranjeros, probablemente el mayor que Hong Kong haya visto nunca, y uno de los mayores en términos absolutos de cualquier ciudad de la región en la historia reciente”, dijo.

Aunque Hong Kong ha conseguido mantener el virus bajo control durante gran parte de 2021, se ha convertido en uno de los lugares más aislados del mundo debido a sus restricciones de viaje y a los confinamientos intermitentes que han acelerado la fuga de cerebros de la antigua colonia británica.

En enero, Hong Kong experimentó un aumento de las infecciones, que las autoridades se han esforzado por controlar.

Ante este panorama, las empresas multinacionales trasladarían cada vez más sus equipos centrados en China al territorio continental o trasladarían sus equipos regionales asiáticos a Singapur o Seúl, según la cámara.

Hong Kong podría perder su atractivo como centro internacional de negocios, así como su potencial para contribuir a la economía china.

La salida de los talentos internacionales también podría socavar el “potencial de la ciudad para mantener universidades de nivel mundial”, dijo.