This content is not available in your region

Reino Unido suavizará la nueva subida del precio de la energía para los hogares

Reino Unido suavizará la nueva subida del precio de la energía para los hogares
Reino Unido suavizará la nueva subida del precio de la energía para los hogares   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2022
Por Reuters

Por Kate Holton y Alistair Smout

LONDRES, 3 feb – Reino Unido presentará el jueves un plan de miles de millones de libras para ayudar a los hogares a hacer frente a la subida de las facturas de la energía, poco después de que el regulador anunciara un aumento ya esperado del 50% en el límite de los precios.

Los hogares británicos se enfrentan a una crisis del coste de la vida este año, ya que el aumento en las facturas energéticas entrará en vigor en abril, el mismo mes en que suben los impuestos, y se prevé que la inflación general alcance un máximo del 6%.

También se espera que el Banco de Inglaterra diga que va a volver a subir los tipos de interés a las 1200 GMT del jueves.

El regulador de la energía, Ofgem, anunciará a las 1100 GMT el nuevo límite de precios para seis meses, que afectará a 22 millones de hogares, y el ministro de Economía, Rishi Sunak, presentará un plan para ayudar a los hogares a repartir el impacto durante un periodo más largo.

El periódico The Times ha informado de que el Gobierno concederá préstamos con respaldo estatal a las empresas energéticas para que puedan reducir las facturas por ahora, y recuperar los costes cuando los precios de la energía bajen.

Los analistas han advertido de que esta medida parece arriesgada, ya que actualmente prevén que el límite de precios seguirá aumentando en su próxima revisión en octubre, tras una subida del 330% en los precios de referencia del gas en Europa el año pasado.

Tony Danker, director general del grupo empresarial CBI, dijo que la acción del Gobierno era una “buena noticia”, pero que le preocupaba la trayectoria a largo plazo de la economía y las dificultades de los consumidores para ganar lo suficiente para pagar la energía.

La organización benéfica National Energy Action ha advertido de que el aumento de los precios de la energía probablemente empujará a otros 1,5 millones de hogares a la pobreza energética, lo que significa que no pueden permitirse calentar sus hogares a la temperatura necesaria.