This content is not available in your region

Repsol bate previsiones gracias al aumento de precios de petróleo y gas

Repsol bate previsiones gracias al aumento de precios de petróleo y gas
Repsol bate previsiones gracias al aumento de precios de petróleo y gas   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2022
Por Reuters

MADRID, 17 feb – Los elevados precios del petróleo y el gas ayudaron a la española Repsol a obtener beneficios por encima de las expectativas del mercado el jueves, dándole más poder financiero para invertir en operaciones bajas en carbono que los inversores exigen cada vez más a las empresas energéticas.

El petróleo Brent de referencia y el gas Henry Hub subieron un 70% y un 86% respectivamente durante 2021, ya que la escasa oferta de gas coincidió con el aumento de la demanda a medida que las economías se recuperaban de los confinamientos por COVID-19.

Para Repsol, esto se tradujo en un aumento anual del 70% en el flujo de caja libre de las operaciones hasta 5.450 millones de euros (6.190 millones de dólares) para 2021.

Los resultados superaron las previsiones facilitadas por la compañía, con un beneficio neto ajustado de 872 millones de euros, frente al consenso de los analistas de 783 millones de euros.

El beneficio antes de intereses, impuestos, depreciaciones y amortizaciones a coste de reposición (EBITDACCS) alcanzó los 7.070 millones de euros en todo el año, por encima del objetivo de la empresa de 6.700 millones de euros.

En línea con sus grandes competidores, como BP y TotalEnergies, Repsol está respondiendo a la presión regulatoria y del mercado para reducir las emisiones de carbono, que contribuyen al calentamiento del planeta, e invertir en energías renovables.

Tiene previsto destinar el 35% de las inversiones entre 2021 y 2025 a actividades bajas en carbono. Este plan incluye un intento de vender una participación en su recién creada unidad de generación de energía renovable.

Repsol también aumentó su dividendo un 5% el pasado otoño, hasta los 0,63 euros.

Por otra parte, la compañía ha estado lidiando con un vertido de petróleo frente a la costa de Perú el 15 de enero, que achacó a unas condiciones marítimas excepcionales provocadas por una erupción volcánica a miles de kilómetros de distancia, en Tonga.

Repsol dijo el jueves que se estaba realizando un “trabajo intensivo” para retirar el vertido de petróleo, que estimó en 10.396 barriles.