This content is not available in your region

"A dos velocidades": los servicios de la eurozona brillan y las fábricas sufren -PMI

"A dos velocidades": los servicios de la eurozona brillan y las fábricas sufren -PMI
"A dos velocidades": los servicios de la eurozona brillan y las fábricas sufren -PMI   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2022
Por Reuters

LONDRES, 22 abr -El crecimiento de las empresas de la zona del euro se aceleró inesperadamente este mes, con el predominante sector servicios experimentando un fuerte aumento de la actividad ante la indiferencia de los consumidores a la subida de los precios, mostró el viernes una encuesta.

Sin embargo, los fabricantes del bloque tuvieron dificultades, ya que las interrupciones de la cadena de suministro causadas por la pandemia se han visto agravadas por la invasión rusa de Ucrania y los nuevos confinamientos en China.

El índice compuesto de gestores de compras (PMI, por sus siglas en inglés) de S&P Global, considerado un buen indicador de la salud económica general de la eurozona, subió a 55,8 puntos en abril desde los 54,9 de marzo, superando las expectativas de una encuesta de Reuters de una caída a 53,9.

Cualquier lectura por encima de 50 indica crecimiento.

“La información detallada mostró que esto fue impulsado en su totalidad por el componente de servicios, pero el PMI de la producción manufacturera cayó debido a que las restricciones de suministro exacerbadas por la guerra en Ucrania y los confinamientos en China pasaron factura, especialmente en el sector del automóvil”, dijo Jessica Hinds, de Capital Economics.

La historia es similar en Alemania, donde el sector manufacturero se ralentizó notablemente en abril debido a las interrupciones de la oferta y a la caída de los nuevos pedidos, mientras que el sector servicios de la mayor economía europea se aceleró, mostró una encuesta el viernes.

La actividad empresarial francesa creció al ritmo más rápido en más de cuatro años, ya que la segunda mayor economía de la zona del euro se benefició de menos restricciones por el COVID-19, más creación de empleo y más pedidos.

Sin embargo, en Reino Unido, fuera del bloque monetario y de la Unión Europea, el sector privado sufrió una fuerte desaceleración este mes, ya que la alta inflación y la guerra en Ucrania pesaron sobre el gigantesco sector servicios del país.

PRESIÓNINFLACIONISTA

El PMI que cubre el sector servicios de la eurozona subió a un máximo de ocho meses de 57,7 puntos en abril, desde los 55,6 de marzo. La mediana de las previsiones de un sondeo de Reuters era de un descenso a 55,0.

Sin embargo, el PMI del sector manufacturero cayó a un mínimo de 16 meses de 55,3 puntos, desde los 56,5 de marzo, aunque superó la previsión de los analistas de 54,7. Un índice que mide la producción y que alimenta el PMI compuesto se hundió hasta 50,4 puntos desde 53,1.

El crecimiento de la demanda de productos manufacturados se redujo y el índice de nuevos pedidos cayó a 51,4 puntos desde la lectura anterior de 53,7, siendo la cifra más baja desde el momento en que la pandemia se hizo más fuerte y no apuntaba a un cambio inminente.

Por el contrario, con la reapertura de la economía y la vuelta a la normalidad, la demanda de servicios aumentó a pesar del aumento de los precios. El índice de nuevos negocios subió a 56,4 desde los 54,2 del mes anterior.

La inflación en el bloque fue del 7,5% el mes pasado, casi cuatro veces el objetivo del 2% del Banco Central Europeo, y la última encuesta del PMI sugiere que seguirá aumentando. El índice compuesto de precios de producción alcanzó un máximo histórico de 68,5, puntos frente a los 65,7 de la lectura previa.

El BCE confirmó la semana pasada sus planes de poner fin a su emblemático plan de estímulos en el tercer trimestre y otro sondeo de Reuters sugirió que el banco probablemente subirá su tipo de depósito a finales de año. [ECILT/EU]

“Con este PMI que señala la continuidad de la recuperación económica, los riesgos para las perspectivas de inflación siguen siendo al alza y es probable que sea otro argumento para que el BCE se mueva más rápido de lo previsto inicialmente”, dijo Bert Colijn, de ING.