This content is not available in your region

La economía británica se contrae inesperadamente en marzo y crece un 0,8% en el primer trimestre

UK business activity slows to three-month low as inflation soars - PMI
UK business activity slows to three-month low as inflation soars - PMI   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2022
Por Reuters

LONDRES – La economía británica se contrajo un 0,1% en marzo, pero se expandió un 0,8% en el conjunto del primer trimestre de 2022, según mostraron el jueves las cifras oficiales, en lo que probablemente haya sido un punto álgido para 2022, ya que la crisis del coste de la vida está golpeando la actividad.

Los economistas encuestados por Reuters habían esperado de media que el producto interior bruto (PIB) se mantuviera plano en marzo y que hubiera crecido un 1,0% en los tres primeros meses de este año, en comparación con el último trimestre de 2021.

La caída del PIB estuvo liderada por un descenso del 0,2% en la producción del dominante sector de servicios británico.

La economía británica se contrajo un histórico 9,3% en 2020 y creció un 7,4% en 2021, la mayor oscilación de la producción de cualquier economía del G7 durante la pandemia de COVID-19.

El PIB global, en términos mensuales, está ahora un 1,2% por encima de su nivel anterior al COVID en febrero de 2020.

Sin embargo, los economistas consideran que Reino Unido corre un riesgo cada vez mayor de volver a entrar en recesión, ya que la guerra en Ucrania exacerba las presiones postpandémicas existentes, que el Banco de Inglaterra ha previsto que empujarán la inflación por encima del 10% a finales de este año.

El Gobierno del primer ministro Boris Johnson está sometido a presiones políticas para que ofrezca más ayudas a los hogares para hacer frente a la subida de las facturas de la energía y otros productos básicos, que ya han provocado una caída casi récord de la confianza de los consumidores.

El miércoles, el Instituto Nacional de Investigación Económica y Social de Reino Unido, un grupo de expertos, predijo que el PIB británico caería en el tercer y cuarto trimestre de este año, cumpliendo la definición técnica de recesión.

El mes pasado, el Fondo Monetario Internacional predijo que Reino Unido tendría el crecimiento más débil y la inflación más alta de todas las principales economías avanzadas el próximo año.