This content is not available in your region

Una comisión de europarlamentarios apoya una revisión más ambiciosa del mercado de carbono

Una comisión de europarlamentarios apoya una revisión más ambiciosa del mercado de carbono
Una comisión de europarlamentarios apoya una revisión más ambiciosa del mercado de carbono   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2022
Por Reuters

Por Kate Abnett

BRUSELAS – Los miembros de la comisión de Medio Ambiente del Parlamento Europeo votaron el martes a favor de una revisión más ambiciosa del mercado de carbono del bloque que la propuesta anteriormente, mientras se preparan para negociar las reformas de la principal política de reducción de emisiones del bloque.

El mercado comunitario de carbono obliga a las centrales eléctricas y a las fábricas a comprar permisos de emisión de CO2 cuando realizan actividades contaminantes. Ha reducido las emisiones de estos sectores en un 43% desde 2005, pero se enfrenta a una reforma para cumplir los objetivos más ambiciosos de la UE en materia de cambio climático.

Una estrecha mayoría de la comisión del Parlamento Europeo respaldó las propuestas para reducir más rápidamente la oferta de permisos en el mercado de carbono, con el fin de reducir las emisiones cubiertas por el régimen en un 67% para 2030 con respecto a los niveles de 2005. La Comisión Europea, que elabora los proyectos normativos de la UE, había propuesto un recorte del 61%.

El grupo parlamentario de los Verdes, el de los Socialistas y Demócratas, el conocido como ‘Renew Europe’ y el de la Izquierda apoyaron el plan, que plantea recortar la oferta de permisos añadidos al mercado en un 4,2%, y aumentar la tasa en 0,1 puntos porcentuales al año para garantizar una reducción más rápida de las emisiones. También se aplicaría un recorte puntual de la oferta para eliminar los permisos sobrantes.

Sin embargo, los cambios más ambiciosos podrían tener dificultades para obtener el apoyo de la mayoría cuando la eurocámara los someta a votación en junio. Los analistas de Unicredit dijeron el martes que ven una “modesta” posibilidad de que todo el Parlamento Europeo los apruebe, pero dijeron que esperan que algunos países de la UE se resistan.

La mayoría de la comisión parlamentaria respaldó los cambios que facilitan la intervención en el mercado de carbono si los precios se disparan. Si el precio del CO2 durante seis meses es más del doble de la media de los dos años anteriores, los responsables políticos podrán considerar la posibilidad de añadir más permisos al sistema.

La comisión parlamentaria también votó a favor de poner fin a los permisos gratuitos de CO2 para la industria en 2030, sustituyéndolos por una tasa fronteriza sobre las importaciones de productos contaminantes. La Comisión había propuesto una eliminación más gradual de los permisos gratuitos, para 2036.

Los europarlamentarios votaron a favor de reducir los planes de poner en marcha un segundo régimen de comercio de derechos de emisión (ETS, por sus siglas en inglés), para imponer costes de CO2 a los proveedores de combustibles utilizados en los edificios y el transporte, una propuesta que se ha enfrentado a la oposición de algunos parlamentarios y países.

La comisión parlamentaria acordó aplicar el régimen a las entidades comerciales a partir de 2025, y sólo ampliarlo a los consumidores privados en 2029 si se cumplen ciertas condiciones. Irá acompañado de un fondo para proteger a los hogares vulnerables de cualquier coste resultante.

“Aunque hubiera deseado un enfoque más amplio, me alegro de que el RCCDE II esté vivo y coleando”, dijo el parlamentario Peter Liese, del Partido Popular Europeo, principal negociador del Parlamento sobre las reformas del mercado de carbono.

La comisión parlamentaria confirmará su posición con otra votación más tarde el martes. Los países de la UE acordarán su posición sobre las reformas el próximo mes, antes de que los países y los parlamentarios negocien las normas definitivas.