This content is not available in your region

La rusa Wildberries vende ropa de Zara pese al cierre de operaciones de Inditex en Rusia

Russia's Wildberries selling Zara clothes online despite Inditex halting operations
Russia's Wildberries selling Zara clothes online despite Inditex halting operations   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2022
Por Reuters

14 jun – El líder del comercio electrónico ruso Wildberries sigue vendiendo ropa de las marcas de Inditex que han suspendido sus operaciones en Rusia, incluido el buque insignia del grupo español, Zara.

La agencia de noticias TASS informó el martes de que los artículos de Zara se siguen vendiendo a través de las plataformas de Wildberries, algo que la propia empresa rusa confirmó.

Inditex es una de las muchas marcas occidentales que han cerrado tiendas y suspendido operaciones en respuesta a las acciones de Rusia en Ucrania, pero la venta continuada de algunos de sus productos pone de manifiesto las dificultades a las que se enfrentan las empresas para mantener el control de sus marcas.

Otras marcas de Inditex, como Massimo Dutti y Pull&Bear, también siguen disponibles en Wildberries, que dijo que seguirá ofreciendo esos productos a los consumidores rusos.

“Compramos los artículos que vendemos en Wildberries sin intermediarios, sólo directamente a los productores o distribuidores oficiales”, dijo Wildberries en un comunicado el martes.

No estaba claro a qué distribuidores se refería Wildberries.

Una fuente cercana a Inditex dijo que los artículos que está vendiendo Wildberries son existencias de liquidación que ya estaban en Rusia cuando el grupo español suspendió sus actividades en el país. Inditex ha dejado de enviar productos a Rusia desde la suspensión de sus operaciones, añadió la fuente.

Los productos de muchas otras marcas occidentales también están disponibles en Wildberries.

La empresa comenzó como una plataforma en línea que revendía ropa del grupo alemán de venta por correo Otto y ahora suministra todo tipo de productos, desde electrónica hasta utensilios de cocina. Su éxito ha convertido a su fundadora, Tatyana Bakalchuk, en la mujer más rica de Rusia.

Afectada por las sanciones y los problemas de la cadena de suministro, Rusia ha legalizado las llamadas importaciones paralelas, que permiten a los minoristas importar productos del extranjero sin el permiso del propietario de la marca.

En marzo, Bakalchuk describió el sistema como una medida de apoyo eficaz, destacando su importancia para las pequeñas y medianas empresas y para la importación de productos socialmente significativos.