La banca española contempla impugnar el impuesto a los beneficios extraordinarios

La banca española contempla impugnar el impuesto a los beneficios extraordinarios
La banca española contempla impugnar el impuesto a los beneficios extraordinarios Derechos de autor Thomson Reuters 2022
Por Reuters
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button

Por Jesús Aguado

MADRID, 28 nov - Los bancos españoles Bankinter y Caixabank están estudiando la posibilidad de impugnar en los tribunales la nueva propuesta de impuesto a la banca del Gobierno, dijeron el lunes sus directivos.

La semana pasada, una propuesta modificada del impuesto sobre los beneficios extraordinarios para los bancos españoles y las grandes empresas energéticas superó su primer obstáculo en el parlamento con el respaldo de la coalición gobernante de izquierdas y varios partidos regionales.

El Gobierno español pretende recaudar 3.000 millones de euros (3.140 millones de dólares) con el impuesto propuesto para 2024, a pesar de la advertencia del Banco Central Europeo sobre sus posibles efectos adversos en la economía y el impacto negativo en la solvencia de los bancos.

"Claro que lo vamos a recurrir. Es injusto, discriminatorio y confiscatorio", dijo en Madrid la consejera delegada de Bankinter, María Dolores Dancausa, durante un evento financiero.

Según Dancausa, el banco podría hacerlo tras la liquidación de la primera parte del pago de impuestos, que según la legislación sería en febrero.

Gonzalo Gortázar, consejero delegado de Caixabank, el mayor banco de España por activos, dijo durante el mismo evento que si "el texto final contiene elementos que desde el punto de vista de las obligaciones fiduciarias (...) no es conforme a derecho, en ese supuesto evidentemente nuestra obligación como gestores será recurrirlo".

"Pero vamos a esperar a ver el texto final para tomar las decisiones", dijo Gortázar.

Si los partidos políticos en el Senado introducen cambios adicionales, el Congreso de los Diputados tendría que debatir de nuevo la propuesta, aunque ejecutivos de la banca como Gortázar dijeron el lunes que no esperaban ningún cambio adicional.

A principios de este mes, el impuesto bancario fue modificado para imponer gravámenes a las unidades locales de los bancos extranjeros, después de que el BCE dijera que la propuesta distorsionaría la competencia.

Cualquier recurso del sector contra el Gobierno constituiría un movimiento legal sin precedentes.

El consejero delegado del BBVA, Onur Genç, dijo que su entidad analizará las implicaciones de la propuesta de impuesto bancario y "decidiremos en su momento si la recurrimos".

(1 dólar estadounidense = 0,9555 euros)

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

OpenAI afirma que The New York Times "pirateó" ChatGPT para reunir pruebas de una demanda judicial

Famosos como Dolph Lundgren y Lindsay Lohan "reclutados sin saberlo" para una campaña de desinformación contra la presidenta de Moldavia

MWC 2024: Microsoft abrirá el acceso a sus modelos de IA para que los países construyan sus propias economías de IA