Tesla y Musk afrontan un juicio por los tuits de 2018

Tesla y Musk afrontan un juicio por los tuits de 2018
Tesla y Musk afrontan un juicio por los tuits de 2018   -  Derechos de autor  Thomson Reuters 2023
Por Reuters

Por Jody Godoy

17 ene – Elon Musk y Tesla Inc están listos para ir a juicio en San Francisco el martes en un caso en el que los accionistas de la compañía afirman que fueron defraudados por la afirmación de Musk en 2018 de que la financiación estaba “asegurada” para sacar de bolsa al fabricante de automóviles eléctricos.

La demanda pide que se indemnice a los accionistas que compraron o vendieron acciones de Tesla en los días posteriores a los tuits de Musk del 7 de agosto de 2018. Las acciones de la compañía se dispararon y luego volvieron a caer después del 17 de agosto de 2018, cuando el New York Times informó que la financiación para la oferta de absorción privada estaba “lejos de ser segura”.

Los accionistas no han especificado los daños, pero dijeron que los tuits de Musk costaron a los inversores “miles de millones”.

Los acusados, que también incluyen siete consejeros actuales y anteriores de Tesla, han negado haber actuado mal.

Los alegatos iniciales podrían comenzar más tarde el martes, después de que se seleccione el jurado. A los posibles miembros del jurado se les preguntó con antelación su opinión sobre Musk y si son propietarios de un vehículo Tesla.

Musk había pedido al juez Edward Chen del Tribunal de Distrito de EEUU que trasladara el caso a Texas, alegando que demasiados posibles miembros del jurado tienen prejuicios contra él debido a la cobertura negativa de los medios de comunicación sobre los despidos en Twitter, empresa de la que se hizo cargo en octubre.

El juez, que supervisa el caso, denegó dicha petición la semana pasada.

Los inversores presentaron su demanda en agosto de 2018, poco después de que Musk publicara en Twitter que estaba considerando sacar Tesla a bolsa a 420 dólares por acción. “Financiación asegurada”, dijo.

En otro tuit el mismo día, escribió: “El apoyo de los inversores está confirmado”, y agregó: “La única razón por la que esto no es seguro es que está supeditado al voto de los accionistas”.

Chen ha dictaminado que esas declaraciones fueron falsas e imprudentes. El jurado decidirá si las palabras de Musk importaban a los inversores, si actuó a sabiendas y si concede daños y perjuicios y en qué cuantía.

Los acusados han dicho en documentos judiciales que argumentarán que Musk tenía buenas razones para creer que la financiación del acuerdo estaba asegurada.

El multimillonario se había reunido con Yasir Al-Rumayyan, director gerente del fondo soberano de Arabia Saudita, en múltiples ocasiones, según el expediente judicial, que también dice que Al-Rumayyan había instado a Musk a excluir a Tesla de bolsa y le había ofrecido hasta 60.000 millones de dólares de financiación.

Musk podría subir al estrado en el caso, según los documentos judiciales, junto con el cofundador de Oracle Corp Larry Ellison y James Murdoch, hijo de Rupert Murdoch, presidente de Fox Corp.

Se espera que el juicio dure unas tres semanas.