Última hora

Última hora

Noruega construye la torre de madera más alta del mundo

no comment

Noruega construye la torre de madera más alta del mundo

La Torre Mjøs, a unos 100 kilómetros al norte de Oslo, mide 85.4 metros, tiene 18 pisos y curiosamente, es resistente al fuego. Sus promotores destacan además su impacto "suave" en el medio ambiente.

Situada cerca de un lago que lleva su nombre, a unos 100 kilómetros al norte de Oslo, la "Torre Mjøs", recibió su última viga izada por una grúa esta semana.

La elección del material reduce las emisiones de CO2 en comparación con un edificio de hormigón, según los promotores.

"Construir con madera es ayudar a la gente a respirar en un mundo mejor", dijo el empresario Arthur Buchardt en un comunicado, que explicó que el proyecto se inspiró en el acuerdo de París sobre el cambio climático.

Para desarmar los temores, los constructores aseguran de que el edificio está diseñado para resistir un incendio: como los tocones que no se pueden encender sin ramas pequeñas, un brote de incendio, según ellos, sólo carbonizaría superficialmente las gruesas vigas de madera laminada encolada, sin prenderles fuego.

Cuando se inaugure en marzo de 2019, la torre eclipsará los 49 metros del Treet ("el árbol" en noruego), un edificio también situado en Noruega en Bergen (oeste) y que actualmente ostenta el récord del edificio de madera más alto del mundo.

Compuesto por apartamentos, piscina cubierta, hotel, oficinas, restaurante y zonas comunes, el nuevo edificio tenía inicialmente una altura prevista de 81 metros, pero con la instalación de una pérgola en la parte superior ganó algunos metros más.

Esta adición le permitirá adelantar a otro edificio en construcción, la Torre HoHo de Viena, que alcanzará los 84 metros de altura.

A diferencia del edificio noruego construido íntegramente en madera, el edificio austriaco tiene una estructura híbrida que combina madera (76%) y otros materiales.

Según la ONG CTBUH, especializada en diseño urbano sostenible, se han adelantado otros proyectos aún más ambiciosos, como la torre Baobab en París (120 metros), que finalmente no fue seleccionada po

Agencia France Presse

Más No Comment