Última hora

Última hora

El dragón chino hace escala en España en su vuelo hacia el G20

Leyendo ahora:

El dragón chino hace escala en España en su vuelo hacia el G20

El dragón chino hace escala en España en su vuelo hacia el G20
@ Copyright :
Mark Cristino/via Reuters
Tamaño de texto Aa Aa

El presidente chino ha escogido España para iniciar una gira iberoamericana que le llevará después a Portugal, Panamá y Argentina. La elección de Madrid se explica por varias razones, la primera, porque el gigante asiático necesita aliados en la Unión Europea en su pugna comercial contra Estados Unidos, cuyo nuevo asalto tendrá lugar en la próxima cumbre del G20 en Buenos Aires.

En ese sentido, Madrid se presenta como una voz a favor del mutilateralismo que propugna Pekín frente al proteccionismo de Washington, como explica el embajador español en China, Rafael Dezcállar de Mazarredo.

"Estoy convencido de que los lazos entre China y la Unión Europea son bastante buenos. Hemos cooperado en una serie de cuestiones. Creo que ambos defendemos el multilateralismo y luchamos contra el proteccionismo. Somos grandes potencias comerciales y tenemos intereses comunes. Ahora estamos desarrollando esta idea de conectividad entre Asia oriental y Europa, que es muy importante para ambos. Y, ciertamente, España es uno de los países más convencidos y que trabajará de forma más contundente para mejorar y desarrollar esos lazos" .

Durante esta visita, se espera que Xi Jinping tienda la mano a empresas españolas para participar en la construcción de su faraónico proyecto de infraestructuras para crear una nueva ruta de la seda, entre ellas, la conexión ferroviaria entre Pekín y Madrid.

Las inversiones chinas en España registran un aumento vertiginoso

España se ha convertido para China en un socio comercial con cierto peso, el séptimo de la Unión Europea, y un país que resulta cada vez más atractivo para los inversores chinos.

El comercio bilateral, apenas inexistente en 1973, superó en 2017 los 26.000 millones de euros, aunque España arrastra un déficit comercial con China de 19.400 millones.

En cuanto a las inversiones chinas en España, han registrado un aumento vertiginoso en el último lustro. En 2012 apenas suponían 10 millones de euros. Cuatro años, en 2016, los empresarios chinos invirtieron 1.700 millones de euros, cuadriplicando las cifras en solo un año.

Inquietud en la UE ante las inversiones chinas en sectores estratégicos

El gobierno de Madrid permanece abierto a esas inversiones, pese a la inquietud que generan en la Unión Europea y, en particular, en Alemania, que en los últimos años ha vetado varias operaciones de compra chinas en industrias estratégicas.