Euronews ya no es accesible en Internet Explorer. Microsoft no actualiza este navegador y no admite las últimas mejoras técnicas. Le recomendamos que utilice otro navegador, como Edge, Safari, Google Chrome o Mozilla Firefox.
Última hora

El Sea Watch entra en aguas italianas

El Sea Watch entra en aguas italianas
Euronews logo
Tamaño de texto Aa Aa

El 'Sea Watch 3' se ha visto obligado a entrar en aguas italianas por motivos de fuerza mayor. El barco de la ONG alemana rompe así la prohibición del Ministerio del Interior italiano, que había impedido el acceso de la embarcación, con 42 migrantes a bordo.

Sea Watch explicó en un comunicado que la situación se ha vuelto "más desesperada que nunca" tras 13 días a la deriva. La capitana del barco, la alemana Carola Rackete, de 31 años, tomó la decisión basándose en la ley de emergencia, aunque su organización se expone a multas de hasta 50.000 euros, la incautación del barco y consecuencias penales.

Este martes, el Tribunal Europeo de Derechos Humanos rechazó que se obligue a Italia a permitir el desembarco de los 42 inmigrantes rescatados por el barco 'Sea Watch 3', que se encuentra cerca de sus aguas territoriales.

El Tribunal de Estrasburgo señaló que "cuenta con que las autoridades italianas continúen ofreciendo toda la asistencia necesaria" a las personas vulnerables por su edad o su salud que sigan a bordo.

La capitana del barco pidió a los jueces europeos que impusiera medidas provisionales de excepción para poder desembarcar en un puerto italiano.

Antes de que se diera a conocer la decisión de Estrasburgo, el ministro del Interior italiano, Matteo Salvini, rechazó que la Corte Europea de DDHH pueda obligar a Italia a cambiar su política.

"Ninguna institución europea está dispuesta a asumir la responsabilidad y defender la dignidad humana en la frontera de Europa en el Mediterráneo. Es por ello que tenemos que asumir la responsabilidad nosotros mismos. Entramos en aguas italianas ya que no nos quedan otras opciones para garantizar la seguridad de nuestros huéspedes cuyos derechos básicos han sido violados durante el tiempo suficiente", explicó el presidente de Sea Watch.

Lee | La deriva del Sea Watch 3 frente a Lampedusa dibuja la política migratoria italiana

La ONG también calificó de "fallo político" la decisión de este martes del Tribunal Europeo de Derechos Humanos que no impuso a Italia la obligación de dar un puerto al barco.

"Italia no se deja dictar órdenes por una ONG pagada por quién sabe quién. Si #SeaWatch se hubiera preocupado por la salud de la gente a bordo, en estos 13 días ya habría ido a Holanda. Por mí puede permanecer en el mar hasta Navidad o Nochevieja, pero no va a llegar a Italia", dijo Salvini.

La sentencia supone un revés para todas las ONG que trabajan en operaciones de rescate en el Mediterráneo. Esta era la primera vez que recurrían a la justicia europea para forzar a Italia a aceptar desembarcos en sus puertos.

La embarcación rescató el pasado 12 de junio a 53 personas. Tres días después la Guardia Costera italiana realizó una inspección sanitaria a bordo y decidió la evacuación de diez personas por motivos médicos. El pasado sábado otra más fue llevada a tierra.