Euronews ya no es accesible en Internet Explorer. Microsoft no actualiza este navegador y no admite las últimas mejoras técnicas. Le recomendamos que utilice otro navegador, como Edge, Safari, Google Chrome o Mozilla Firefox.
Última hora

¿Crucial o simbólica? Expertos cuestionan la ayuda internacional para los incendios en el Amazonas

¿Crucial o simbólica? Expertos cuestionan la ayuda internacional para los incendios en el Amazonas
Derechos de autor
REUTERS/Bruno Kelly
Euronews logo
Tamaño de texto Aa Aa

El presidente de Francia Emmanuel Macron y su homólogo brasileño Jair Bolsonaro se han visto envueltos en una amarga batalla verbal por la financiación internacional para ayudar a hacer frente a los devastadores incendios forestales del Amazonas.

En la reciente cumbre del G7, celebrada en Francia, se anunció una ayuda de emergencia por valor de unos 18 millones de euros para combatir las llamas.

Bolsonaro, presidente de Brasil, dijo que no aceptaría la ayuda hasta que Macron se disculpara por acusarlo de mentir sobre el cambio climático.

Pero el Elíseo ha sugerido que el dinero nunca fue destinado a ser pagado directamente a Brasil. Dijo a Euronews que la ayuda será transferida a Chile, que coordinará su uso. No está claro si la decisión de enviar el dinero a través de Chile se tomó antes o después de la disputa entre Macron y Bolsonaro.

El dinero se utilizará principalmente para pagar más aviones de bomberos. Pero los expertos explicaron que esto no abordará la verdadera raíz del problema.

La ayuda internacional se dirige a la región

El G7, que ha prometido unos 18 millones de euros, no es la única institución internacional que ha prometido ayudar a proteger la Amazonia.

Una iniciativa más amplia para tratar la "reforestación" y "crear una actividad económica respetuosa con el planeta, con los gobiernos, pero también con las regiones y con los pueblos autóctonos" está previsto que se lance en la reunión de la Asamblea General de la ONU en Nueva York en septiembre.

Mientras tanto, Reino Unido ha invertido 10 millones de libras esterlinas [11 millones de euros] para proteger la Amazonia, que "se invertirá en Brasil para restaurar las áreas ya destruidas y proteger los hábitats que siguen intactos", dijo la secretaria de Negocios y Energía, Andrea Leadsom.

Leadsom añadió que también apoyaría "a las comunidades y empresas de la zona para que trabajen juntas para asegurar su futuro", pero no especificó cómo planea trabajar con las comunidades locales.

Canadá e Israel también dijeron que proporcionarían financiación.

"Hemos estado en contacto con varios países afectados en los últimos días y hemos ofrecido 15 millones de dólares y el uso de hidroaviones canadienses para ayudarles a combatir los incendios en el Amazonas", dijo un portavoz de Asuntos Globales de Canadá.

La ministra de Relaciones Exteriores de Canadá, Chrystia Freeland, habló con sus homólogos brasileños y bolivianos en los últimos días y los países están evaluando lo que podrían necesitar.

El Elíseo anunció el jueves que ya han llegado a Paraguay aviones financiados por el G7 como parte de la ayuda que está coordinando Chile.

"En el G7, el presidente chileno preguntó a sus homólogos sudamericanos preocupados por los incendios lo que más necesitaban para combatirlos", dijo el Elíseo en un comunicado a Euronews.

"Se descubrió que la principal necesidad era obtener aviones adicionales. La ayuda de emergencia de 20 millones de dólares registrada en el G7 se destina, por lo tanto, a este fin y se paga a Chile, que es responsable del alquiler de aviones para combatir incendios en el Amazonas".

"Estos aviones serán utilizados entonces por los países que hagan la solicitud pero es efectivamente Chile el que coordina", añade el texto oficial. "En ese momento, los aviones llegaron a Paraguay. Y otros países se beneficiarán en los próximos días".

Pero Alemania y Noruega congelaron recientemente una cantidad mayor, aproximadamente 65 millones de euros, del Fondo Amazonas tras el aumento de la deforestación en Brasil.

Una portavoz del ministerio de Noruega dijo a Reuters que Brasil había bloqueado a algunos grupos el uso de los subsidios para la protección de la Amazonia.

"Va a tener un impacto tanto en la lucha contra los incendios como en la lucha contra la deforestación", dice Erika Berenguer, investigadora asociada principal de la Universidad de Oxford que trabaja sobre el impacto de los incendios en la biodiversidad amazónica.

El Fondo Amazonas ayudó a pagar a las brigadas de bomberos y a los aviones en algunos de los estados amazónicos afectados, añadió.

¿Ayudará la financiación extranjera?

Muchos expertos dicen que la ayuda extranjera actualmente no está abordando la verdadera raíz de los incendios en el Amazonas

"Si no se trata la deforestación, no se aborda la caries en el diente, sólo se trata el dolor de muelas", dijo Berenguer, quien señala que la lucha contra los incendios tiene una "eficiencia limitada" si no se se dirige a combatir la deforestación.

Kathryn Hochstetler, profesora de Desarrollo Internacional de la London School of Economics, indicó que principal argumento es que estos incendios no requieren equipos de emergencia a gran escala para combatirlos, puesto que "son en su mayoría pequeños y controlados". A su juicio, el verdadero reto es político y económico y supone evitar que estos fuegos comiencen en primer lugar.

"Ese desafío es difícil de abordar con ayuda extranjera directa de cualquier tipo", agregó.

Nigel Sizer, de Rainforest Alliance, enfatizó que este tipo de financiación externa es a menudo simbólica y que "se gastaría mejor en prevención de incendios". "También me pregunto cuánto del apoyo prometido llega en realidad", precisó.

Rainforest Alliance, con sede en Nueva York, envía dinero principalmente a ONG locales brasileñas más pequeñas, que organizan campañas de relaciones públicas y educan al público sobre la protección de la Amazonía.

Una parte de la ayuda internacional se ha destinado a las ONG ambientales, que desempeñan un papel importante en la política brasileña, dijo Hochstetler a Euronews.

Pero esos grupos no tienen los recursos para manejar un esfuerzo tan grande como la selva amazónica, que abarca nueve países.

Los expertos también han señalado que los fondos propuestos por el G7 no son suficientes.

"Los siete países más ricos del mundo pueden juntar [20 millones de dólares]? Es una oferta bastante pobre.... No creo que eso demuestre tanto compromiso", dijo Berenguer.

Queda por ver si los países se pondrán de acuerdo o no sobre proyectos en la Amazonia que trabajen en la causa del problema en la ONU en septiembre.

Un camino largo hacia adelante

Los expertos dicen que la situación en la Amazonia es preocupante porque la causa de los incendios está ligada a la política y a la deforestación.

Las políticas del actual gobierno brasileño han estado a favor del desarrollo de la región amazónica en lugar de protegerla.

Los biólogos brasileños Joice Nunes Ferreira y Mercedes Bustamante comentaron la situación en Veja, una revista brasileña.

"Es evidente que la situación actual es alarmante y hay fuertes indicios de que las quemas e incendios observados en las últimas semanas están relacionados con la deforestación y otras actividades ilegales. Por lo tanto, se necesita una postura firme de protección de la vegetación nativa, frenando la deforestación y previniendo nuevos incendios", escribió.

Estos biólogos brasileños afirman que "la planificación a largo plazo, que incluye a los pueblos tradicionales y la protección de la vegetación nativa" es esencial para hacer frente al desafío.

Lee | África arde más que el Amazonas ¿debería preocuparnos?