Última hora

Espacio Schengen: ¿Qué implica la adhesión de Croacia?

Espacio Schengen: ¿Qué implica la adhesión de Croacia?
Derechos de autor
Michael Gaida / Pixabay
Euronews logo
Tamaño de texto Aa Aa

El espacio Schengen en Europa -la mayor zona multinacional de libre circulación del mundo- se va a ampliar aún más ahora que Croacia ha cumplido los criterios técnicos para adherirse.

Desde Europa se preguntan lo que realmente significa esta ampliación y si la Unión Europea puede superar la crisis en su política de fronteras, que comenzó en 2014, debido a la afluencia de inmigrantes.

Para Croacia supone un impulso turístico, ya que su impresionante costa está abierta a los visitantes con visados para todo Schengen.

Sin embargo, su adhesión a la zona podría fracasar en la última fase si llega a ser bloqueada por los países miembro.

A principios de este año, Emmanuel Macron, declaró que Schengen ya no era capaz de lidiar con la migración masiva, un tema al que llamó la "segunda gran lucha europea" después del cambio climático.

Schengen "ya no funciona", aseguró Macron. "Debemos replantearnos profundamente nuestra política de desarrollo y de migración, aunque se trate de un espacio Schengen con menos estados".

Tensión Schengen

Croacia sería la primera expansión territorial de Schengen desde la adhesión de Suiza en 2008.

Actualmente, la zona Schengen comprende 22 de los 28 Estados miembros de la Unión Europea, así como cuatro países que no son miembro: Noruega, Islandia, Suiza y Liechtenstein. Croacia, que se incorporó en 2013, es uno de los seis países que pertenecen a la Unión Europea pero no forman parte del espacio Schengen (junto con el Reino Unido, Irlanda, Bulgaria, Rumanía y Chipre).

Schengen fue una de las primeras víctimas de la crisis de los inmigrantes ya que muchos de sus miembros realizaron controles en las fronteras interiores y controles de seguridad temporales en 2015 y 2016, la mayoría de los cuales están todavía en vigor.

"Salvar Schengen es una carrera contra reloj y estamos decididos a ganar esa carrera", dijo Donald Tusk en el punto álgido de la crisis, en 2016. Pero como la inmigración aún domina la política, muchas de las medidas temporales siguen en vigor.

Seis países dentro del espacio Schengen siguen aplicando controles en las fronteras interiores: Francia, Austria, Alemania, Dinamarca, Suecia y Noruega.

Frontera final

El control fronterizo es importante en la adhesión de Croacia porque los inmigrantes siguen utilizando los Balcanes como ruta hacia Europa occidental, además el país tiene 1.300 kilómetros de frontera con países no pertenecientes a la UE.

Zagreb ha tenido que convencer a Bruselas de que será capaz de gestionar eficazmente la frontera exterior de la UE.

"El control de las fronteras exteriores es el aspecto más exigente de nuestros preparativos", dijo el martes a Reuters la secretaria de Interior del país, Terezija Gras. "Ya hemos equipado completamente nuestra frontera con Serbia y ahora lo estamos haciendo en la frontera con Bosnia."

Sin embargo, hay indicios de que el enfoque de Croacia para controlar sus fronteras ha sido demasiado duro.

"Existen dudas sobre la capacidad de Croacia para aplicar eficazmente un control fronterizo coherente, dada la gran cantidad de pruebas de que las autoridades violan los derechos de los migrantes que intentan cruzar, y esto es algo que hay que examinar detenidamente", dijo Marco Stefan, del CEPS.

A principios de este año, Amnistía Internacional ha afirmado que los gobiernos europeos no sólo están "haciendo la vista gorda ante los crueles ataques de la policía croata", sino que también financian sus actividades como parte de los esfuerzos para mejorar la seguridad.

Disputa con Eslovenia

La adhesión de Croacia se ha complicado más debido a su disputa territorial con Eslovenia por las aguas del norte del Mar Adriático. Miembro de pleno derecho de la UE, Eslovenia ha amenazado con vetar la candidatura de Croacia.

En 2009, los dos países acordaron recurrir al arbitraje internacional para resolver su disputa sobre una franja de la frontera terrestre y marítima en el norte del Adriático.

Pero Croacia se retiró después de que los medios de comunicación informaran de que se habían celebrado conversaciones separadas entre el juez de arbitraje esloveno y un representante esloveno.

A principios de este mes, Miro Cerar, ministro de Asuntos Exteriores de Eslovenia, dijo que Croacia debe aceptar una decisión de arbitraje si quiere evitar ser vetada, aunque hay indicios de que esa posición se ha suavizado.

Eslovenia considera que la aprobación de Croacia tiene una motivación claramente política, ya que se produce cuando el presidente saliente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, un reconocido expansionista, trata de asegurar su legado.

Beneficios económicos

El Comisario Europeo de Migración, Asuntos Interiores y Ciudadanía, Dimitris Avramopoulos, elogió la finalización de los ensayos de Croacia el martes como un paso que "contribuiría a reforzar aún más el espacio Schengen", así como a promover el ideal de la inclusión.

Pero el turismo, que representa practicamente el 20% del PIB, representaría un beneficio más tangible.

La entrada de Croacia eliminaría los controles fronterizos para los 11,6 millones de turistas que llegan anualmente desde los países de la zona Schengen, según analistas de IHS Markit.

El transporte marítimo -que representa el 4% del PIB de Croacia- también se beneficiará, según el analista de IHS Markit Andrew Birch, ya que "es un puerto marítimo muy concurrido y la supresión de los controles fronterizos sobre el transporte de mercancías desde Croacia al interior de la UE impulsaría la actividad portuaria".

Independientemente de los acuerdos comerciales, mantener las fronteras abiertas es un gran negocio en sí mismo. Un informe de la Fundación Bertelsmann estimaba que la reintroducción de controles fronterizos permanentes supondría una pérdida de crecimiento de 470 000 millones de euros en total para la UE hasta 2025.

Euronews ya no es accesible en Internet Explorer. Microsoft no actualiza este navegador y no admite las últimas mejoras técnicas. Le recomendamos que utilice otro navegador, como Edge, Safari, Google Chrome o Mozilla Firefox.