Última hora
This content is not available in your region

Indignación en Croacia por la quema de una estatua de carnaval que representa a una pareja gay

Indignación en Croacia por la quema de una estatua de carnaval que representa a una pareja gay
Derechos de autor  AP
Tamaño de texto Aa Aa

Activistas y políticos de toda Croacia han condenado la quema de una estatua de carnaval que mostraba a una pareja homosexual con su hijo.

El festival, al que acudieron cientos de personas, tuvo lugar el domingo en la pequeña ciudad sureña de Imotski. Una gran estatua que mostraba a dos hombres abrazándose fue incendiada frente a una multitud que lo celebraba al son de la música fúnebre.

El incidente se produjo pocas semanas después de que el Tribunal Constitucional de Croacia dictaminara que las parejas del mismo sexo tienen derecho a acoger niños como parte del procedimiento de acogida.

El presidente Zoran Milanovic expresó su indignación en Facebook, calificando la quema como un "acto triste, inhumano y totalmente inaceptable".

"El odio hacia los demás, la intolerancia y la inhumanidad no son ni serán una tradición croata", escribió.

Simbolično paljenje istospolnih partnera s udomljenim djetetom u Imotskom žalostan je, nehuman i posve neprihvatljiv čin...

Publiée par Zoran Milanović sur Lundi 24 février 2020

El Presidente Milanovic añadió que los organizadores del evento deberían estar avergonzados y exigió una disculpa pública, especialmente porque el evento lo presenciaron muchos niños.

La asociación de padres del mismo sexo Rainbow Families anunció que presentaría una denuncia por "incitación pública al odio y la violencia" por lo que calificaron de un acto "horrible".

El coordinador de la asociación, Daniel Martinovic, dijo a Euronews que estaba "sorprendido" por el "apoyo declarativo" de los políticos del país. "Debemos ver ahora si la policía y el fiscal reaccionan y presentan cargos contra este crimen de odio".

El diputado socialdemócrata Arsen Bauk también anunció que presentará cargos contra los organizadores del carnaval.

Sutra ću,u Policijskoj postaji Imotski podnijeti kaznenu prijavu protiv organizatora karnevalske povorke zbog kaznenog djela iz članka 325. Kaznenog zakona.

Publiée par Arsen Bauk sur Dimanche 23 février 2020

Desde la organización del evento han defendido la estatua, diciendo que simplemente respetaban la tradición. "Seguimos siendo conservadores y apegados a la tradición. Un niño debe estar al cuidado de una madre", dijo uno de los organizadores a un medio de comunicación local.

La quema de estatuas es una tradición satírica en los carnavales de Croacia y a menudo representan a figuras públicas o políticos.

En febrero de 2018, una réplica del primer libro ilustrado de Croacia sobre familias del mismo sexo, "Mi Familia Arco Iris", fue quemada también en un carnaval en Kastela. Pero la funcionaria del Estado Lora Vidovi dijo que era "inaceptable" enseñar a los niños que "el odio está bien".

"No sé cómo esto puede ser divertido, lo encuentro incomprensible, aplastante y triste", lamentó Kastela.

El ex primer ministro, Jadranka Kosor, también escribió en sus redes sociales que los organizadores de Imotski "nos prenderían fuego a todos los que somos diferentes por diferentes razones".

El fallo del Tribunal Constitucional de enero fue aclamado como un importante paso adelante para los derechos de los homosexuales, bisexuales y transexuales en Croacia.

El país de la UE ha reconocido las parejas del mismo sexo desde 2014, y ha habido un aumento constante de la aceptación de la comunidad LGBT en la última década. Sin embargo, muchas comunidades católicas y conservadoras de Croacia siguen oponiéndose a los derechos LGBT.

Daniel Martinovic dijo a Euronews que la sociedad croata "todavía no es inclusiva" y que es necesario que haya "más apoyo público" para los eventos del Orgullo. "Vemos que en las ciudades pequeñas, todavía hay una necesidad de un mejor sistema educativo y más debate cuando se trata de la comunidad LGBT y las minorías".

"Creemos que esto viene de un lugar de ignorancia y odio hacia aquellas cosas que la gente no entiende", explica el coordinador de Rainbow Families. "Realmente esperamos que la quema de una estatua en Imotski sea un punto de inflexión para hacer que la gente en Croacia se pare a pensar".