Última hora
This content is not available in your region

CORONAVIRUS | Anticipando la pandemia gracias a las alcantarillas

euronews_icons_loading
CORONAVIRUS | Anticipando la pandemia gracias a las alcantarillas
Derechos de autor  Gerald Herbert/AP2011
Tamaño de texto Aa Aa

Debido a la escasez mundial de pruebas disponibles resulta clave dar con formas alternativas para identificar posibles 'puntos calientes' del nuevo coronavirus. El análisis de aguas residuales se utiliza a menudo para detectar bacterias y parásitos. Científicos holandeses han centrado sus investigaciones en estas aguas para buscar los primeros rastros del COVID-19.

"Lo que realmente podemos hacer al estudiar las aguas residuales es monitorear las tendencias en el tiempo. Así que, se pueden ver los primeros pasos de la enfermedad en el país y se puede seguir, en el tiempo, dónde se encuentra y cómo es la propagación del virus", declara Ana Maria de Roda Husman, profesora del Centro de Colaboración para la Evaluación de Riesgos de Patógenos en el Agua y los Alimentos.

La vigilancia de este tipo de aguas actúa como un sistema de alerta temprana, pues detecta el virus antes de que las personas muestren síntomas. No es perfecto, pero es económico y permite saber cuál es la propagación de la enfermedad. La posibilidad de hacer pruebas está aún más restringida en los países en vías de desarrollo, a los que los laboratorios han abierto sus puertas:

"Existe la posibilidad de tomar estas muestras y enviarlas a una instalación central que pueda hacer el análisis. No va a ser tan rápido, no va a ser en tiempo real como si se hiciera de forma local que es, por supuesto, el modelo preferido. Pero todavía hoy es factible tomar unas pocas muestras de todo el mundo enviarlas de forma centralizada, analizarlas y, de hecho, obtener una imagen bastante aproximada de cómo está el mundo en general", declara el profesor Frank M. Aarestrup, jefe de Investigación de Epidemiología Genómica en la Universidad Técnica de Dinamarca.

"Para los científicos e investigadores de todo el mundo, el análisis de las aguas residuales proporciona información valiosa y precisa sobre todo tipo de bacterias, parásitos y enfermedades que afectan al ser humano. Entre ellas está incluido el coronavirus", concluye la reportera de Annabel Murphy, colaboradora de Euronews, en Holanda.