Última hora
This content is not available in your region

El futuro de los combustibles fósiles en la estrategia europea poscoronavirus

euronews_icons_loading
Mina de carbón
Mina de carbón   -   Derechos de autor  Czarek Sokolowski/Copyright 2018 The Associated Press. All rights reserved.
Tamaño de texto Aa Aa

La crisis generada por la pandemia está trastocando algunos principios del Pacto Verde europeo. Al menos así lo denuncian las organizaciones medioambientales.

Si en sus primeros comunicados, la Comisión Europea llamaba a la eliminación de todas las ayudas a los combustibles fósiles, ahora el gas natural reaparece como un elemento clave para sustituir al carbón.

Para los activistas, el gas no debe recibir fondos el Plan de Recuperación y denuncian que “los grupos de presión están llegando a los niveles más altos de la Comisión”.

“La Comisión ya no dice claramente que no proporcionarán subsidios a los combustibles fósiles, a pesar de todas sus proclamas diciendo que los iban a eliminar gradualmente”, explica Marcus Trilling, de la Red de Acción Climática. “Estamos hablando de inversiones que van a dar forma a las infraestructura, a la economía de las próximas décadas. Si ahora se invierte en gas fósil, se condicionan las emisiones del futuro.”

En mayo, ocho Estados miembros del centro y este de Europa, empezaron a presionar para mantener las ayudas europeas a los proyectos de gas natural. Argumentan que en caso contrario no podrán acabar con el carbón en los plazos previstos y cumplir con los objetivos climáticos.

Algunos eurodiputados defienden que invertir en gas natural no es tirar el dinero, porque las infraestructuras pueden transformarse más tarde en proyectos ecológicos basados ​​en el hidrógeno.

"Pasar directamente del carbón a algo completamente independiente de los combustibles fósiles es imposible si no se transita por algo. Y esa transición, a menos que haya otra tecnología disponible, es el gas natural”, explica Dragos Tudorache, eurodiputado rumano del grupo liberal. “Por supuesto, debe hacerse en plazos sostenibles. Y en este momento existen las tecnologías que permitirá sustituir gradualmente el gas natural por hidrógeno. Así que debe formar parte de los proyectos que estamos desarrollando ".

Otros eurodiputados defienden que todo el dinero del plan de Recuperación debe destinarse a proyectos cien por cien verdes. Y afirman que si los Estados miembros necesitan ayudar a las industrias contaminantes, lo deben hacer con su propio presupuesto.

También defienden una reconversión industrial. “No estoy diciendo que debamos acabar con la industria aeronáutica o la industria automotriz. No estoy diciendo eso. Pero tenemos que obligarlos a transformarse”, afirma Philippe Lamberts, eurodiputado belga del grupo de Los Verdes. “No queremos que quiebren, pero si necesitan apoyo público , la condición debería ser una profunda transformación de su modelo de negocio".

La Comisión ya ha dicho que habrá una "condicionalidad verde" en el reparto del Fondo de Recuperación.