This content is not available in your region

'Los problemas de Cataluña se resuelven en España', dice el Gobierno español

Access to the comments Comentarios
Por Redacción en español  con EFE
euronews_icons_loading
Arancha González Laya, ministra de Asuntos Exteriores de España,
Arancha González Laya, ministra de Asuntos Exteriores de España,   -   Derechos de autor  Olivier Hoslet/AP

El Gobierno español considera que, con la retirada de la inmunidad al expresidente del Gobierno regional de Cataluña Carles Puigdemont y los también eurodiputados Toni Comín y Clara Ponsatí, el Parlamento Europeo respalda a la Justicia española y lanza el mensaje de que "los problemas de Cataluña se resuelven en España".

La ministra de Asuntos Exteriores, Arancha González Laya, hizo este martes la primera valoración del Ejecutivo después de que el Parlamento Europeo haya apoyado el suplicatorio para retirar la inmunidad a los eurodiputados Puigdemont, Comín y Ponsatí, tal y como pedía la Justicia española, y reactivar así las euroórdenes en su contra.

El Tribunal Supremo español instruye una causa a estos políticos catalanes por su participación en el proceso independentista que se produjo en Cataluña en 2017, que incluyó un referéndum ilegal sobre la secesión de Cataluña y una posterior declaración unilateral de independencia.

Y la decisión del Parlamento Europeo permitirá reactivar las euroórdenes en su contra para que puedan ser detenidos y trasladados a España para ser juzgados, algo que, por el momento, no ha sido posible.

González Laya consideró en una declaración pública, minutos después de conocerse la decisión de la Eurocámara, que, con ella, el Parlamento Europeo lanza un triple mensaje.

El primero de ellos, que un eurodiputado no puede prevalerse de su condición para protegerse de comparecer ante justicias nacionales por posibles violaciones de legislaciones nacionales.

A ello añadió el mensaje de solidez del estado de Derecho de España y de respeto al trabajo de la justicia española.

Y el tercer mensaje que ve en esa decisión es que "los problemas de Cataluña se resuelven en España, no se resuelven en Europa".

Esa aseguró que es la posición que ha venido manteniendo el Gobierno de España, tendiendo la mano a todas las fuerzas políticas catalanas para buscar una solución a los problemas de Cataluña mediante el diálogo y las negociaciones.

"Es este el mensaje que recibimos también hoy del Parlamento Europeo"