Última hora
This content is not available in your region

Reparto desigual de vacunas: sólo el 0,3% se ha administrado en países de renta baja

euronews_icons_loading
Una mujer recibe la vacuna Sinovac en Brasil
Una mujer recibe la vacuna Sinovac en Brasil   -   Derechos de autor  Eraldo Peres/Copyright 2021 The Associated Press. All rights reserved
Tamaño de texto Aa Aa

Más de mil millones de vacunas contra la COVID-19 han sido ya administradas en todo el mundo. Pero el 82% de ellas se han repartido en países de renta alta y media-alta. Sólo el 0,3% se ha administrado en países de renta baja.

La Organización Mundial de la Salud señala que el acceso desigual a las vacunas es "uno de los retos definitorios de la pandemia".

"La crisis de COVID-19 ha puesto de manifiesto la urgente necesidad de contar con sistemas de salud más resistentes que puedan garantizar la disponibilidad ininterrumpida, la asequibilidad y el acceso equitativo a los medicamentos y las tecnologías médicas", dijo Tedros Adhanom Ghebreyesus, Director General de la OMS.

Menos del 6% de la población vacunada en Brasil

En Brasil, uno de los países más golpeados por la pandemia, menos del 6% de la población ha recibido la pauta completa de la vacuna, según Nuestro Mundo en Datos.

El país se ha convertido en el primero del mundo en superar las cuatrocientas mil muertes a pesar de los recientes signos positivos de contención del virus. Solo en el último mes cien mil personas han perdido la vida en Brasil y ahora se teme un nuevo repunte de casos.

"Creo que si todo el mundo pone de su parte, pronto saldremos de esta pandemia. Y eso será una lección para el futuro, para que sepamos cuidarnos y tener más cuidado", dice un joven brasileño.

La variante brasileña del coronavirus se ha identificado ya en ocho departamentos peruanos y representa ya el 40% de los nuevos casos de COVID-19, según las autoridades. Con 1,7 millones de contagiados en Perú, urge que se acelere la campaña de vacunación.

Mientras tanto en Cuba, un país con 11 millones de habitantes, las infecciones alcanzaron un máximo de casi seis mil casos la semana pasada.

Sin embargo, han creado sus propias vacunas y no dependen de la iniciativa internacional COVAX.