Última hora
This content is not available in your region

Biden escucha las quejas y sube el límite para recibir refugiados en EEUU a 62.500

Por Reuters
Biden escucha las quejas y sube el límite para recibir refugiados en EEUU a 62.500
Biden escucha las quejas y sube el límite para recibir refugiados en EEUU a 62.500   -   Derechos de autor  (c) Copyright Thomson Reuters 2021. Click For Restrictions - https://agency.reuters.com/en/copyright.html
Tamaño de texto Aa Aa

Por Steve Holland y Mica Rosenberg

WASHINGTON (Reuters) – El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, dijo el lunes que resucitó un plan para aumentar las admisiones de refugiados este año a 62.500, después de provocar una ola de críticas de sus partidarios por mantener inicialmente el tope de refugiados en un nivel históricamente bajo.

El demócrata Biden dio formalmente marcha atrás apenas dos semanas después de que su gobierno anunció que mantendría el tope en el nivel de 15.000 establecido por su predecesor republicano, Donald Trump, un halcón de la inmigración.

En un comunicado, Biden dijo que su medida “borra el número históricamente bajo establecido por el gobierno anterior de 15.000, que no reflejaba los valores de Estados Unidos como un país que acoge y apoya a los refugiados”.

“Es importante tomar esta acción hoy para eliminar cualquier duda persistente en las mentes de los refugiados de todo el mundo que han sufrido tanto, y que están esperando ansiosamente que sus nuevas vidas comiencen”, dijo.

Poco después de tomar posesión del cargo en enero, Biden se comprometió a incrementar el programa, pero luego sorprendió a sus aliados cuando optó por mantener el límite inferior por temor a una mala imagen, dado el creciente número de migrantes que cruzan la frontera sur de Estados Unidos con México, según han dicho funcionarios estadounidenses.

El cambio de rumbo de Biden provocó la ira de los defensores de los refugiados y de algunos legisladores demócratas.

Trump redujo constantemente el tamaño del programa de refugiados durante su mandato y funcionarios del gobierno de Biden dicen que los recortes han hecho más difícil aumentar rápidamente las admisiones.

Pero el programa de refugiados es distinto del sistema de asilo para migrantes. Los refugiados proceden de todo el mundo, muchos de ellos huyendo de conflictos. Se someten a una exhaustiva investigación mientras están en el extranjero para ser autorizados a entrar en Estados Unidos, a diferencia de los inmigrantes que llegan a la frontera de Estados Unidos y luego solicitan asilo.

Biden dijo que era dudoso que Estados Unidos pudiera acoger a un total de 62.500 refugiados para el final del actual año fiscal, el 30 de septiembre, o alcanzar el objetivo de 125.000 admisiones el próximo año.

“La triste verdad es que no lograremos 62.500 admisiones este año. Estamos trabajando rápidamente para deshacer el daño de los últimos cuatro años. Llevará algún tiempo, pero ese trabajo ya está en marcha”, dijo.

(Reporte de Steve Holland y Mica Rosenberg; Editado en español por Javier López de Lérida)