Última hora
This content is not available in your region

Llora el cielo en Colombia en el segundo paro nacional contra el Gobierno de Iván Duque

Access to the comments Comentarios
Por Isidro Murga con AFP, AP
euronews_icons_loading
Un chica ondea una bandera de colombia subida en una estatua en el inicio del paro nacional de este miércoles 5 de mayo de 2021
Un chica ondea una bandera de colombia subida en una estatua en el inicio del paro nacional de este miércoles 5 de mayo de 2021   -   Derechos de autor  AFPTVLive
Tamaño de texto Aa Aa

Llora el cielo en Bogotá en el inicio del segundo paro nacional para protestar contra el Ejecutivo colombiano. Bajo la lluvia y en un ambiente de duelo, hartazgo e indignación, marchas multitudinarias recorren numerosas ciudades del país coreando diferentes consignas sobre los impuestos, la salud, la educación o la seguridad. Todas unidas por un hilo conductor: el rechazo a la brutal represión de las protestas que comenzaron la semana pasada y que ha dejado ya al menos 24 muertos y más de 800 heridos.

Siete días de manifestaciones, de violencia policial y de actos vandálicos, han despertados muchos fantasmas, y ya hay quien define lo que está pasando en Colombia como una nueva "guerra civil". Una contienda urbana con imágenes estremecedoras de agresiones a civiles que circulan por las redes sociales y también con ataques a agentes del orden y a comisarías. Al menos 25 han sido atacas por turbas y tres de ellas han sido destruidas por completo. El martes por la noche fue incendiada una comisaría con 10 policías en su interior, que lograron escapar entre las llamas.

Con el Ejército desplegado en las calles para asistir a las fuerzas del orden, el presidente colombiano, Iván Duque, que el martes tendía una mano al diálogo al margen de ideologías y partidos, ha afirmado este miércoles que no descarta declarar la conmoción interior, un estado de emergencia que le otorga poderes excepcionales para hacer frente a graves perturbaciones del orden público que atenten de manera inminente contra la estabilidad institucional.