Última hora
This content is not available in your region

Lagarde cree que es pronto para abrir el debate sobre el fin de las ayudas del BCE

Por Reuters
Lagarde cree que es pronto para abrir el debate sobre el fin de las ayudas del BCE
Lagarde cree que es pronto para abrir el debate sobre el fin de las ayudas del BCE   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2021
Tamaño de texto Aa Aa

FRÁNCFORT, 14 jun – La economía de la zona del euro se encuentra en un punto de inflexión, pero su recuperación debe ser firme y sostenible antes de que el Banco Central Europeo pueda debatir la retirada de las ayudas de emergencia, según declaró la presidenta del BCE, Christine Lagarde, en una entrevista al portal europeo de noticias Politico.

La semana pasada, el BCE acordó mantener un ritmo elevado de compras de bonos para mantener a niveles bajos los costes de los préstamos y los responsables de política monetaria ni siquiera se plantearon la posibilidad de reducir los apoyos, pese a que el crecimiento está repuntando más rápido de lo previsto

“No estoy sugiriendo que el programa de compras de emergencia pandémica (PEPP) vaya a detenerse el 31 de marzo”, dijo Lagarde el lunes. “Tenemos mucha flexibilidad, pero en términos de perspectivas económicas vamos en la dirección correcta”.

“Es demasiado pronto para debatir estas cuestiones”, dijo sobre la reducción del PEPP, un arsenal de 1,85 billones de euros, que está previsto que dure al menos hasta el 31 de marzo de 2022 o hasta que termine la fase de crisis de la pandemia.

Los economistas prevén que el BCE comience a debatir el final del PEPP en su reunión de septiembre y la gran mayoría de los observadores del BCE encuestados por Reuters no esperan que el PEPP se amplíe y prorrogue de nuevo.

Sin embargo, es probable que el BCE recurra al Programa de Compra de Activos (APP por sus siglas inglés), un mecanismo más antiguo y más rígido, que probablemente se mantendrá indefinidamente, ya que la inflación no alcanzará el objetivo del BCE en los próximos años.

“Nos encontramos en un punto de inflexión en el que, teniendo en cuenta las variantes (de virus), nos encontramos en esa senda de recuperación, dirigiéndonos firmemente hacia el retorno al nivel anterior a la crisis”, añadió Lagarde.