Última hora
This content is not available in your region

Afganistán: Las mujeres exigen estar representadas en el futuro Gobierno talibán

Access to the comments Comentarios
Por Manuel Terradillos  & Evelyn Laverick
euronews_icons_loading
Afganistán: Las mujeres exigen estar representadas en el futuro Gobierno talibán
Derechos de autor  -/AFP or licensors
Tamaño de texto Aa Aa

Reclaman el derecho al trabajo y puestos para las mujeres en el gobierno. En Herat, la cosmopolita capital del oeste de Afganistán, unas 50 mujeres se manifestaron para hacer oír su voz mientras los talibanes reflexionan a la composición de su futuro Gobierno, que debería ser desvelado este sábado.

Muchas preguntas siguen sin resolver. Los países occidentales están a la espera del anuncio para decidir qué tipo de relaciones, si diplomáticas o de otro tipo, establecerán con los nuevos mandatarios.

El pragmatismo parece imponerse, especialmente ante la mala situación económica del país y el gran número de afganos que aún desea abandonarlo.

"Tenemos que entablar algun tipo de relación con los talibanes por varios temas. El primero, ¿cómo ayudar? ¿Cómo llevamos ayuda humanitaria? Segundo, ¿cómo podemos ocuparnos de tanta gente que desea irse y no tuvieron sitio en los aviones que salían de Kabul hasta la semana pasada?", explicaba Josep Borrell, Alto Representante de la Unión Europea para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad.

El primer ministro británico, Boris Johnson, indicaba también la necesidad de tener algún tipo de vía de comunicación con el régimen talibán, aunque destacaba que no debería estabecerse sin algo a cambio: "Tenemos que asegurarnos de que tenemos un diálogo claro con los talibanes, o las nuevas autoridades en Kabul, y ellos tienen que entender que si quieren un compromiso con Occidente, con nosotros y nuestros amigos, y sé que lo quieren, entonces la primera prioridad para nosotros crear un paso seguro para aquellos que quieran irse".

Afganistán depende aún en gran medida de la ayuda humanitaria y el no reconocimiento de su régimen podría suponer facilmente el colapso de su economía. Un futuro que muchos ciudadanos temen en medio de un esfuerzo de reconciliación.