Última hora
This content is not available in your region

EL SALVADOR | Las dos caras del bitcóin

Access to the comments Comentarios
Por Euronews en español
euronews_icons_loading
Un grupo de personas protestan en las calles de El Salvador contra la entrada en vigor del bitcóin
Un grupo de personas protestan en las calles de El Salvador contra la entrada en vigor del bitcóin   -   Derechos de autor  Salvador Melendez/AP
Tamaño de texto Aa Aa

Unas horas le han bastado a El Salvador para conocer las dos caras de la moneda del bitcóin, que es de curso legal, junto al dólar, desde el martes. Frente a quienes han acogido esta iniciativa del presidente Bukele con entusiasmo, están quienes la relacionan con el crimen y el lavado de dinero, critican su alta volatilidad o temen la ruina si están obligados a aceptarla como medio de pago.

- "Yo de mi parte no lo recibo yo me siento bien así con el dólar, si vienen a comprar así (con bitcóin) yo le voy a decir; yo quiero dólar, dólar le voy a dar y dólar deme", explicaba una tendera.

- "No la queremos porque esa moneda nos va a venir a afectar en grande. Usted sabe que uno de pobre en el campo vende fruta y como vamos a hacer para maniobrar ese dinero (bitcóin) ese dinero no lo queremos, ese bitcóin no lo queremos", añadía otra mujer de edad avanzada.

La aprensión de muchos contrasta con la euforia de unos pocos, entre ellos el criptomillonario Brock Pierce, quien ofreció una recepción en la playa salvadoreña del Sunzal, conocida por aceptar los pagos en bitcóin desde hace tiempo, para celebrar el acontecimiento. Pierce afirmó que el bitcóin es como el oro y que se guarda para los tiempos de vacas flacas, aunque desaconsejó su uso en algunas circunstancias:

- "No aconsejo que se use para hacer los pagos diarios, para comprar comida o pagar el alquiler", explicó.

Brock Pierce pagó un espectáculo con drones que pintaron la noche del Sunzal con un Bitcóin gigante... Fue tal vez la única luz que recibió la criptomoneda en una jornada negra en los mercados cambiarios, pues su valor cayó desde los 52 000 a los 47 000 dólares.