Última hora
This content is not available in your region

Las diferencias ante la inmigración marcan el encuentro entre el Papa Francisco y Viktor Orbán

Access to the comments Comentarios
Por Euronews
euronews_icons_loading
Viktor Orbán saluda al papa Francisco
Viktor Orbán saluda al papa Francisco   -   Derechos de autor  AP/AP
Tamaño de texto Aa Aa

Con concepciones completamente opuestas en algunos asuntos, el papa Francisco se ha reunido con el primer ministro húngaro Viktor Orbán en Budapest. El pontífice ha viajado al país para la clausura del Congreso Eucarístico Internacional en su primer traslado desde que en julio fuera operado del colon.

El encuentro ha durado unos cuarenta minutos. y también ha estado presente el presidente del país Janos Ader. Según el Vaticano, entre los temas tratados ha estado el papel de la Iglesia en el territorio "el compromiso para la salvaguardia del medio ambiente y la defensa y la promoción de la familia."

Orbán ha publicado en las redes sociales que ha pedido a Jorge Bergoglio que "no deje que la Hungría cristiana perezca".

Este es el primer encuentro entre ambos líderes, que en ocasiones anteriores solo se habían saludado brevemente en reuniones con más representantes.

La visita no ha sido considerada como apostólica sino como una participación del Papa Francisco, que está previsto que permanezca siete horas en el país, en un evento religioso.

Se trata de una evidencia de las posturas tan distantes entre las dos partes, sobre todo en la cuestión de la inmigración. Hungría se ha convertido en el estandarte ultranacionalista del este de Europa y hace bandera de su rechazo a la llegada de personas de otras países, especialmente musulmanes. El pontífice, por su parte, ha pedido en repetidas ocasiones solidaridad con los refugiados y que los Gobiernos impulsen su integración.