This content is not available in your region

Navegar por internet ¿otra fuente de emisiones de CO2?

Access to the comments Comentarios
Por Gregoire Lory
euronews_icons_loading
Navegar por internet ¿otra fuente de emisiones de CO2?
Derechos de autor  Euronews

Son gestos cotidianos. Hacer una videollamada con el ordenador, ver videos desde el móvil, mandarse fotos con una tableta. Pero todos estos pequeños movimientos tienen un impacto sobre el clima. Incluso un gesto tan simple como abrir una página web. "Entrar en un sitio web emite gases de efecto invernadero. Por ejemplo, si se entra en la web de un medio, con solo hacer clic en la portada, ya se consume una gran cantidad de datos", explica Olivier Vergeynst, director de INR Bélgica.

Vergeynst explica que solo entrar en un portal web "c__onsume el equivalente a recorrer de 20 a 30 metros en un coche. Aún no se ha visualizado un video, aún no se ha leído ningún artículo, pero ya se han emitido gases de efecto invernadero". El experto reconoce que los datos que se gastan son "muy muy pocos". Aunque insiste en que lo que suma es la cantidad. "_S_i se multiplican por el número de personas que pueden visitar un sitio web, cien millones de personas al mes en los grandes medios franceses, por ejemplo, s**e llega a cifras de 80,000 km al día solo para la portada"**, explica.

El 80% de los datos transferidos a través del ancho de banda se utilizan para vídeo. Cuanto mayor es la calidad de la imagen, más CO2 emite. El 20% restante corresponde, en su conjunto, a sitios web y correos electrónicos. Con el aumento del teletrabajo se han desarrollado muchas herramientas digitales, pero tienen su impacto en el medioambiente.

"Las herramientas de teletrabajo consumen energía. Por ejemplo, en las videollamadas transmitimos muchos datos", recuerda Vergeynst. Un elemento clave es el uso de las cámaras. "S__i comparamos los datos vinculados a una videollamada como esta, solo tenemos que quitar nuestras dos cámaras y consumiremos solo un 7% de los datos que ibamos a consumir. Y el impacto de carbono solo será de un 33% respecto a una misma videollamada con las camaras encendidas", detallaVergeynst.

El sector de la tecnología representa actualmente el 2% de las emisiones globales de gases de efecto invernadero. Podrían alcanzar el 14% en 2040 si las industrias continúan creciendo sin control.Por ello la Unión Europea cree que es fundamental proporcionar un marco duradero para el futuro. Estas tecnologías deben servir como palanca para lograr la neutralidad de carbono en 2050.