EventsEventosPodcasts
Loader
Encuéntranos
PUBLICIDAD

Ucrania | La naturaleza, víctima silenciosa de la invasión rusa

Una vez que la invasión haya terminado en Ucrania, podrán evaluarse los daños que ha sufrido el medio ambiente
Una vez que la invasión haya terminado en Ucrania, podrán evaluarse los daños que ha sufrido el medio ambiente Derechos de autor Emilio Morenatti/Copyright 2019 The Associated Press. All rights reserved
Derechos de autor Emilio Morenatti/Copyright 2019 The Associated Press. All rights reserved
Por Euronews
Publicado
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied

Una vez que la invasión haya terminado en Ucrania, podrán evaluarse los daños que ha sufrido el medio ambiente, como explica Bohdan Vikhor, director del Fondo Mundial para la Naturaleza en Ucrania

PUBLICIDAD

Una vez que la invasión haya terminado en Ucrania, podrán evaluarse los daños que ha sufrido el medio ambiente, como explica Bohdan Vikhor, director del Fondo Mundial para la Naturaleza en Ucrania

Para los seres humanos, la guerra es una gran tragedia hecha de muerte, dolor, miseria, miedo ... pero cuando las batallas acaban, aparece otra víctima, la víctima silenciosa de la guerra: la naturaleza.

Una vez que la invasión haya terminado en Ucrania, podrán evaluarse los daños que ha sufrido el medio ambiente, como explica Bohdan Vikhor, director del Fondo Mundial para la Naturaleza en Ucrania: "Enormes áreas de Ucrania están impactadas. En varias regiones de Ucrania hay muchos vertederos de residuos peligrosos. Si los militares los destruyen, pueden causar una enorme contaminación del agua de ríos, muy grande. La guerra aumenta la probabilidad de que se produzcan incendios forestales, porque ahora es primavera, época en la que los animales dan a luz a sus crías. Y debido a la alta intensidad de los incendios forestales, no solo causara daños a la gente y a la contaminación del aire, sino que también afectará a la biodiversidad".

Durante la guerra, surge otra amenaza: la destrucción intencionada de la naturaleza y sus ecosistemas.

Durante la guerra de 2008 entre Rusia y Georgia, se produjo un incendio en el parque nacional de Borjomi-Kha ga rauli y se destruyó gran parte de los bosques. Irakli Ghvaladze, exministro de Medio Ambiente y Protección de los Recursos Naturales de Georgia no cree que fueran daños casuales: "Después de todos estos años, ahora estoy aún más seguro que en 2008: el daño al medio ambiente fue hecho a propósito. Hubo diferentes tipos de daños, por ejemplo, cuando se destruyeron barcos, se derramó fuel y se contaminó el mar. El mayor daño fue, por supuesto, los incendios en Borjomi y el desfiladero de Ateni. Casi mil hectáreas resultaron dañadas. Es probable que el territorio fuera bombardeado con proyectiles incendiarios, lo que provocó un gran incendio. Por supuesto, entonces no era tan fácil documentar todo esto, las capacidades técnicas eran escasas".

Los conflictos armados perjudican a la naturaleza de muchas maneras. La presidenta del Movimiento de los Verdes de Georgia - Amigos de la Tierra, Nino Chkhobadze asegura que cuando Rusia atacaba a Chechenia, los animales huían por las montañas del Cáucaso:"El impacto sobre los animales salvajes era evidente en Georgia, por donde iban migrando. Observamos este proceso, vimos con nuestros propios ojos lo que ocurría en Georgia cuando Rusia estaba haciendo la guerra en Chechenia, cómo huían, no me refiero sólo a la gente".

Los horrores de la guerra no sólo ponen en peligro muchas veces deliberado a la población, blanco de ataques. En un mundo interconectado, cada explosión deja su propia huella, en la población y en el planeta Tierra.

Fuentes adicionales • Enrique Barrueco (Voz en off)

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Ucrania | Nuevos bombardeos en Kiev, Járkov y Lviv

Un ataque con misiles rusos sobre la ciudad ucraniana de Dnipró causa al menos cinco muertos

Rusia intensifica sus ataques aéreos sobre Ucrania matando a 11 personas en las últimas 24 horas