This content is not available in your region

Joe Biden suaviza su política hacia Cuba y se desmarca de las sanciones de Trump

Access to the comments Comentarios
Por Blanca Castro  con Agencia Efe
euronews_icons_loading
El Capitolio cubano en La Habana, Cuba, el viernes 1 de abril de 2022.
El Capitolio cubano en La Habana, Cuba, el viernes 1 de abril de 2022.   -   Derechos de autor  AP / Ramón Espinosa

Joe Biden suaviza la política de Estados Unidos hacia Cuba y anuncia varias medidas en materia de viajes, remesas y vuelos.

En las próximas semanas, se restablecerán los vuelos comerciales más allá de La Habana, se suspenderán los límites a las remesas y se autorizarán ciertos tipos de viajes a la isla. Sin embargo, el turismo estadounidense en Cuba seguirá prohibido.

La Administración Biden precisó que estas medidas tienen como objetivo ofrecer mejores oportunidades económicas a los cubanos pero que para Estados Unidos sigue siendo prioridad el respeto de los derechos humanos y la liberación de los presos políticos en el país caribeño.

"Seguimos instando al Gobierno cubano a que inmediatamente libere a todos los presos políticos, respete las libertades fundamentales del pueblo cubano y le permita determinar su propio futuro", dijo el portavoz del Departamento de Estado, Ned Price 

El fin de varias de las sanciones de la 'era Trump'

Hasta ahora, las aerolíneas estadounidenses solo podían volar a La Habana, lo que dejaba a los cubano-americanos con pocas opciones para visitar a sus familiares en otras partes de la isla.

El Gobierno de Trump prohibió en 2019 los vuelos comerciales desde su territorio a todas las ciudades de Cuba con la excepción de La Habana y prohibió mandar remesas mediante empresas como Western Union. En esa línea, Washington indicó que suspenderá el límite de 1 000 dólares por trimestre a las remesas.

Además, Biden aumentará los servicios consulares de Estados Unidos en la isla y restablecerá un programa de reunificación familiar que llevaba suspendido desde hace años con la acumulación de hasta 20 000 solicitudes.

Por otro lado, Estados Unidos anunció este lunes que restablecerá la autorización para algunos tipos de viaje que Trump había restringido como aquellos con fines educativos o relacionados con fines profesionales.

También permitirá los viajes de grupos de estadounidenses destinados a hacer contactos con el pueblo cubano, conocidos en inglés como "people to people travel", pero seguirán prohibidas las visitas individuales de esta clase. 

El repudio Republicano y el saludo de Díaz-Canel

Inmediatamente, figuras del Partido Republicano condenaron el anuncio. Alegan que Biden envía un mensaje equivocado al Gobierno de Miguel Díaz-Canel.

El Gobierno cubano, por su parte, calificó las medidas como "un paso limitado en la dirección correcta" aunque lamentó que Biden no haya eliminado el embargo económico que pesa sobre la isla desde 1962.

El nuevo giro de timón de Washington hacia La Habana supone el levantamiento de algunas de las políticas que implementó el expresidente Donald Trump, férreo detractor del Gobierno cubano.

Editor de vídeo • Blanca Castro