This content is not available in your region

Madrid, el nuevo Miami de la disidencia cubana

Access to the comments Comentarios
Por Carmen Menéndez
euronews_icons_loading
El artista y disidente cubano, Yunior García, en una cafetería de Madrid, España
El artista y disidente cubano, Yunior García, en una cafetería de Madrid, España   -   Derechos de autor  AFP

De La Habana a Madrid. Cada vez son más los rostros conocidos de la protesta cubana que se exilian en la capital española, que empieza a rivalizar con Miami como refugio de opositores políticos latinoamericanos.

Es el caso del dramaturgo y disidente cubano Yunior García, promotor de la Marcha Cívica por el Cambio del 15 de noviembre de 2021. Un día después, salió de la isla. Cuenta que en España ha encontrado la calma que necesitaba para reflexionar sobre su futuro.

"Miami siempre fue el destino de los que sufrían dictaduras de este tipo en América Latina, pero España tiene una relación con América Latina histórica, una relación muy fuerte -dice García-. Aquí en España también hay una vida cultural distinta. Está llena de museos, de salas de teatro, se respira bohemia cuando uno camina por las calles, y es quizás por eso que muchos latinoamericanos está eligiendo España como destino".

AFP
La periodista cubana Mónica Baró en su casa en Madrid, EspañaAFP

Mónica Baró: "Es llegar a otra familia"

La periodista independiente Mónica Baró también salió de Cuba el año pasado porque, según dice, no podía soportar más el "acoso" de las fuerzas de seguridad. Está triste por haber dejado atrás a sus padres, aunque explica que en Madrid se siente casi como en casa. 

"Eso es como llegar a un sitio en el que llegas amortiguada por toda esa red, por todo ese afecto, toda esa solidaridad, todo ese cariño. Y son personas con las que ya tú compartes historias de vida, con las que ya tú tienes códigos, a las que no tienes que contar tu historia, con las que no tienes que explicarte. Es, sencillamente, llegar a otra familia", asegura. 

Algunos opositores latinoamericanos vienen a España porque tienen doble nacionalidad. Otros llegan con visado turista y luego piden el asilo. Y, en particular en el caso de los líderes de la oposición venezolana, es el propio Gobierno el que les ha tendido la alfombra roja.

El galardonado escritor nicaragüense Sergio Ramírez y el político opositor venezolano Leopoldo López son dos ejemplos de destacados opositores que se han instalado en la capital española, porque como dice el famoso dicho, "de Madrid al cielo".