Arranca en Lesbos el juicio contra 24 cooperantes acusados de tráfico de personas

Access to the comments Comentarios
Por Euronews en español
El juicio contra 24 cooperantes en Lesbos, "un asunto político" según varias oenegés
El juicio contra 24 cooperantes en Lesbos, "un asunto político" según varias oenegés   -   Derechos de autor  AFP

Arranca en la isla griega de Lesbos el polémico juicio contra 24 cooperantes acusados de espionaje y tráfico de personas.

Tras ser aplazado en 2021, se reinicia así un caso que múltiples oenegés tachan de "totalmente injusto" y "marcadamente político". Los acusados se enfrentan a penas de hasta 25 años de prisión. Todos ellos niegan rotundamente los cargos, asegurando que no hicieron más que ayudar a rescatar a personas cuyas vidas corrían peligro.

Entre esos acusados se encuentra la nadadora siria Sarah Mardini, que se dio mundialmente a conocer en 2015, al igual que su hermana, tras arrastrar ambas, desde el agua y nadando, una embarcación que las traladaba junto a otros compañeros de Turquía a Lesbos.

Mardini obtuvo asilo en Alemania, pero volvió a Grecia a ejercer de voluntaria. Fue uno de esos nuevos rescates en el mar el que la convirtió en acusada.

"Por supuesto que queremos ir a juicio", cuenta el voluntario alemán y también acusado Sean Binder. "Estamos desesperados por ir a juicio porque lo que hicimos fue legal y necesitamos que el juez lo reconozca. Necesitamos salir de esta, porque existe una sombra de duda no sólo sobre mí, sino sobre cualquiera que se dedique a la búsqueda y rescate".

Una historia de película

Mardini, que actualmente tiene prohibido entrar en Grecia, y Binder, pasaron en 2018 106 días en prisión. Un caso muy similar al de Nassos Karakitsos, voluntario griego, cuya conciencia, como la de sus compañeros, está muy tranquila.

"Estamos seguros del resultado porque sabemos que no hemos hecho nada malo", sostiene Katakitsos. "Ayudar a la gente no está mal. Todos deben saberlo, todos lo saben".

La historia de Sarah y Yusra Mardini, conmovió sobremanera a la comunidad internacional en 2015. Un año después, Yusra llegó a competir en los Juegos Olímpicos como atleta del equipo de Refugiados. dos increibles vidas que fueron convertidas en película por Netflix bajo el título "The Swimmers".