La delicada posición de Olaf Scholz ante el envío de armamento a Ucrania: ¿dónde está el límite?

La complicada postura de Scholz y Alemania sobre el envío de armamento a Ucrania
La complicada postura de Scholz y Alemania sobre el envío de armamento a Ucrania Derechos de autor AP Photo/Euronews
Por Euronews en español
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button

Con la promesa a Ucrania del envío de tanques no han tardado en llegar nuevas demandas desde Kiev.

PUBLICIDAD

Qué duda cabe que el controvertido debate alemán sobre la entrega de carros de combate a Ucrania fue arduo y prolongado. Aunque lo cierto es que muchos expertos ya estaban seguros desde el principio de la polémica de que Alemania acabaría decantándose a favor de dicha entrega. Con el tiempo, y a medida que la presión de otros Estados crecía y crecía, llegó en efecto el compromiso con Kiev de entregarle los famosos tanques Leopard.

Según el canciller alemán, Olaf Scholz, la postura de Alemania sobre el suministro de tanques no era vacilante, sino que simplemente se estudió durante un periodo de tiempo más largo del que muchos esperaban. Scholz también ha insistido repetidamente en que no quería actuar en solitario.

Los 14 carros de combate prometidos a Kiev formarán parte de una alianza internacional. Cualquier otra opción, dijo el mandatario en una entrevista, era simplemente "irresponsable".

El canciller recordó también cómo Alemania es de hecho la responsable de la mayor contribución de Europa: humanitaria, financiera y también en términos de entrega de armas. El mensaje a Putin, dijo, era que el apoyo de Occidente a Ucrania no se estaba ni mucho menos debilitando.

Hoy son tanques, mañana cazas

Cabe destacar que con la promesa a Ucrania del envío de tanques no tardaron en llegar nuevas demandas desde Kiev. Zelenski pidió "misiles de largo alcance", cazas y más artillería para lanzar una ofensiva. Scholz no dudó en esta ocasión, y desestimó rápidamente esta petición.

Durante su visita a Chile, el canciller reaccionó este domingo con cierta incomprensión y enfado, exigiendo un "debate serio", y advirtiendo contra una especie de competición sobre quién envía más ayuda Ucrania. Desde Estados Unidos, por su parte, rechazaban la petición de Kiev "por el momento", mientras en Francia Emmanuel Macron "podría llegar a imaginar" un envío semejante. Polonia, por último, desmentía las informaciones según las cuales Polonia estaría negociando con Ucrania la adquisición de cazas F-16.

Líneas rojas, ¿sí o no?

La postura de Scholz y de su Gobierno, por tanto, parece en principio clara. Pero esta comienza a distorsionarse si uno escucha a la copresidenta del SPD, Saskia Esken, "no descartar" la entrega. Marcus Faber, responsable de Defensa del FDP, exige por su parte "acabar con las líneas rojas" en lo que a suministro de armas se refiere. Dado que la guerra de agresión de Rusia en Ucrania está cambiando, opina, hay que saber reaccionar ante ella. Y eso incluye la entrega de aviones.

La política de defensa del Partido Verde, Agnieszka Brugger, se expresó de manera muy parecida a la Faber, reconociendo que las líneas rojas no tienen ahora mismo sentido porque "no sabemos dónde estaremos dentro de unos meses". Roderich Kiesewetter, diputado de la CDU en el Bundestag, también es crítico al respecto: el canciller está cometiendo "el mismo error que cometió en verano".

Del lado de Scholz sí está al menos su nuevo ministro de Defensa, Boris Pistorius, quien afirma que este ya ha dicho todo lo que había que decir sobre el tema. ¿Continuará?

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Semana Europea: No habrá vía rápida para la adhesión de Ucrania a la UE

Alemania enviará tanques Leopard a Ucrania

Alemania intesifica la caza de fugitivos de la RAF