El papa, que debería ser dado de alta este sábado, bautizó a un recien nacido en el hospital

El papa bautizando a Miguel Ángel, un bebé de unas semanas
El papa bautizando a Miguel Ángel, un bebé de unas semanas Derechos de autor Handout
Por euronews con EFE
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied

Se prevé que asista a la misa del Domingo de Ramos en la plaza de San Pedro, que presida las celebraciones de Semana Santa ayudado por distintos cardenales y que pueda impatir la bendición 'Urbi et Orbi'.

PUBLICIDAD

El papa aprovecha su estancia en el hospital Gemelli de Roma para bautizar a un recien nacido que recibió el nombre de Miguel Ángel.

Francisco entregó además rosarios, huevos de pascua y ejemplares del libro 'Nacque Gesù a Betlemme di Giudea', 'Jesús nació en Belén de Judea', en la zona de pediatría y de oncología pediátrica.

Según el Vaticano, al papa saldrá del hospital este sábado, después de superar una serie de controles por la bronquitis por la que tuvo que ser ingresado el miércoles.

Se prevé que asista a la misa del Domingo de Ramos en la plaza de San Pedro, que presida las celebraciones de Semana Santa ayudado por distintos cardenales y que pueda impatir la bendición 'Urbi et Orbi'.

Por el momento no se ha confirmado en qué modo Francisco se involucrará en las distintas misas, si por ejemplo leerá homilías o mensajes como el que suele pronunciar al término del Vía Crucis de Viernes Santo, en el Coliseo Romano. Por el momento se espera que se encargue de pronunciar la homilía del Domingo de Ramos.

El pontífice, de 86 años, padece una bronquitis de base infecciosa y está recibiendo antibióticos en infusión, por vía intravenosa, una terapia que ha producido "los efectos esperados con una notable mejoría de su estado de salud", indicó el portavoz Vaticano.

Es la segunda vez que Francisco es ingresado en este hospital romano, después de que el 4 de julio de 2021 fuera operado del colon y permaneciera ingresado diez días, en los que llegó a oficiar el Ángelus desde el balcón del centro sanitario.

Desde entonces, el papa sólo ha sufrido un problema en la rodilla derecha que le obliga a andar con bastón o con silla de ruedas y ha asegurado en varias ocasiones que no se quiere operar.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

El Vaticano suspende la agenda del papa Francisco hasta el 18 de junio por su operación

Miles de fieles cristianos asisten a la procesión del Domingo de Ramos en Jerusalén

La Basílica de San Pedro se prepara para el Jubileo de 2025