EventsEventosPodcasts
Loader
Encuéntranos
PUBLICIDAD

La OTAN discute las consecuencias de la rebelión de Wagner en Rusia

El Secretario General de la OTAN, Jens Stoltenberg; el primer ministro de Países Bajos, Mark Rutte y el presidente de Lituania, Gitanas Nauséda.
El Secretario General de la OTAN, Jens Stoltenberg; el primer ministro de Países Bajos, Mark Rutte y el presidente de Lituania, Gitanas Nauséda. Derechos de autor SIMON WOHLFAHRT/AFP or licensors
Derechos de autor SIMON WOHLFAHRT/AFP or licensors
Por Santiago Martin Martinez con EFE
Publicado
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied

La Alianza Atlántica considera que la crisis política rusa está "creando un entorno aún más volátil e impredecible"

PUBLICIDAD

La rebelión de Wagner en Rusia ha tenido un gran protagonismo en una reunión en La Haya previa a la cumbre de la OTAN que se celebrará el 11 y 12 de julio en Vilna, Lituania.

Tras el pasado fin de semana, la OTAN considera que la crisis política rusa está "creando un entorno aún más volátil e impredecible", especialmente en la región del Báltico, aunque el Secretario General de la Alianza Atlántica advirtió de que no se debe subestimar a Moscú.

"Todos hemos visto los acontecimientos en Rusia en los últimos días. Son asuntos internos de Rusia, pero lo que está claro es que la guerra ilegal del presidente Putin contra Ucrania ha profundizado las divisiones y ha creado nuevas tensiones en Rusia. Al mismo tiempo, no debemos subestimar a Rusia. Por eso es aún más importante que sigamos prestando nuestro apoyo a Ucrania", dijo Stoltenberg.

El encuentro tuvo lugar en Catshuis, la residencia oficial del primer ministro Mark Rutte en La Haya, y estuvieron presentes los presidentes de Rumanía, Klaus Lohannis; de Lituania, Gitanas Nauseda; y de Polonia, Andrzej Duda, además de los primer ministros Alexander De Croo de Bélgica, Jonas Gahr Støre de Noruega y Edi Rama de Albania.

Stoltenberg subrayó que la cumbre de julio “enviará un claro mensaje de compromiso con Ucrania” y explicó que, durante ese encuentro, se acordará un paquete plurianual de asistencia para Kiev y se mejorarán los lazos políticos con el gobierno ucraniano, acercando a este país “al lugar que le corresponde” en la OTAN.

“La guerra de Rusia en Ucrania demuestra que no podemos dar por sentada la paz y que debemos invertir más en nuestra seguridad”, advirtió.

El presidente de Lituania, Gitanas Nausėda, declaró a los medios: "Si Wagner despliega a sus asesinos en serie en Bielorrusia, entonces todos los países vecinos se enfrentan a un peligro aún mayor de inestabilidad. En tales circunstancias, la disuasión y la defensa avanzada son una prioridad absoluta."

"En Vilna debemos tomar medidas claras que cuenten con el apoyo de todos los países miembros. Pasos que envíen un mensaje claro a todos, incluido Moscú. El futuro de Ucrania y el lugar que le corresponde está en la OTAN", señaló el primer ministro de Países Bajos, Mark Rutte.

Stoltenberg dijo que durante la reunión, los líderes discutieron los próximos pasos para fortalecer la capacidad de disuasión y defensa de la Alianza Atlántica, así como el objetivo de alcanzar la inversión del 2 % del PIB en defensa.

El orden del día de la cumbre de Vilna es extenso e incluye la cuestión del liderazgo de la Alianza. Múltiples fuentes sugieren que podría pedirse a Jens Stoltenberg que siga en el cargo un año más.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

NO COMMENT: Piscina de olas para surfear en pleno centro de Róterdam

Una corte en Holanda condena a tres hombres por el asesinato de un periodista en 2021

¿Cómo hacer una Europa más segura? Debate electoral televisado en los Países Bajos