EventsEventos
Loader

Find Us

InstagramFlipboardLinkedin
Apple storeGoogle Play store
PUBLICIDAD

Nueva Caledonia, en toque de queda por violentos disturbios que han dejado al menos dos muertos

Foto de archivo: Partidarios de la independencia con la bandera del pueblo indígena canaco en Nueva Caledonia en octubre de 2020
Foto de archivo: Partidarios de la independencia con la bandera del pueblo indígena canaco en Nueva Caledonia en octubre de 2020 Derechos de autor Mathurin Derel/AP
Derechos de autor Mathurin Derel/AP
Por Euronews con AP
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied

Las autoridades del territorio francés de Nueva Caledonia, en el Pacífico, anunciaron el martes un toque de queda de dos días que se extiende a este miércoles tras el estallido de violentos disturbios en el archipiélago, que han dejado al menos dos muertos y cientos de heridos.

PUBLICIDAD

Los disturbios comenzaron cuando los legisladores franceses debatían reformas electorales que aumentarían el número de personas que podrían votar en Nueva Caledonia. Los opositores dicen que ampliar las listas de votantes, que no se han actualizado desde 1998, beneficiaría a los políticos partidarios de Francia en Nueva Caledonia y marginaría aún más al pueblo indígena canaco, víctima en el pasado de estrictas políticas de segregación y discriminación generalizada.

Nueva Caledonia, un vasto archipiélago al este de Australia con unos 270.000 habitantes, ha sido escenario de décadas de tensiones entrelos indígenas canacos, que buscan la independencia, y los descendientes de los colonizadores que quieren seguir siendo parte de Francia. Pero los disturbios elevan ahora la tensión hasta cotas que no se registraban desde hace mucho tiempo.

Francia envía refuerzos policiales

El Ministerio del Interior francés anunció que se enviarían refuerzos policiales al territorio, que durante mucho tiempo sirvió como colonia penitenciaria y ahora alberga una base militar francesa. Fuentes ministeriales indicaron que decenas de personas fueron arrestadas. El aeropuerto quedó cerrado y decenas de vuelos resultaron cancelados.

El presidente del partido independentista Unión Caledonia, Daniel Goa, pidió calma pero dijo que las protestas "revelan la determinación de nuestros jóvenes de no dejar que Francia los gobierne más". Goa condenó el saqueo que "nos deshonra y de ninguna manera sirve a nuestra causa y nuestra lucha".

El alto funcionario francés del territorio, el Alto Comisionado Louis Le Franc, dijo que la capital, Nouméa, sufrió disturbios de "alta intensidad" durante la noche del lunes al martes que dañaron equipos de videovigilancia y numerosas tiendas. Las escuelas cerraron el martes y la mayoría de los negocios permanecieron cerrados. Cientos de automóviles resultaron quemados y decenas de negocios y hogares fueron vistos en llamas en vídeos publicados en las redes sociales.

Los disturbios reavivan las tensiones independentistas

Las personas de ascendencia europea en Nueva Caledonia distinguen entre descendientes de colonizadores y descendientes de los numerosos prisioneros enviados al territorio por la fuerza.

En 1988 se alcanzó un acuerdo de paz entre facciones rivales. Una década después, Francia prometió otorgar a Nueva Caledonia poder político y amplia autonomía y celebrar hasta tres referendos sucesivos.

Los tres referendos se organizaron entre 2018 y 2021 y la mayoría de los votantes optaron por seguir siendo parte de Francia en lugar de respaldar la independencia. El pueblo canaco independentista rechazó los resultados del último referéndum de 2021, que boicoteó porque se celebró en un momento crítico de la pandemia de COVID-19.

Attal hace un llamamiento al diálogo

El primer ministro de Francia, Gabriel Attal, condenó la violencia y pidió volver al diálogo "con todas las partes interesadas y todos los actores locales" sobre la propuesta de reforma que fue objeto de un acalorado debate en la Asamblea Nacional, la cámara del Parlamento más influyente de Francia.

Attal pidió a los líderes políticos de Nueva Caledonia que "tomen la mano extendida (de Francia)" y hablen. El primer ministro francés hizo esas declaraciones en la Asamblea Nacional durante una sesión de preguntas con los miembros del Gobierno.

El ministro francés del Interior y Territorios de Ultramar, Gérald Darmanin, afirmó que detrás de la violencia estaban "delincuentes y a veces criminales". Dijo que se desplegarán cuatro escuadrones móviles de gendarmería como refuerzos, incluidos 15 gendarmes de una unidad de intervención de élite.

Las autoridades locales también hicieron un llamamiento a la calma. El presidente del Senado Consuetudinario, Víctor Gogny, dijo que los jóvenes tienen derecho "a expresar sus demandas y aspiraciones legítimas", pero deben esforzarse por lograr "el diálogo y el consenso".

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Gana el 'no' en el referéndum de independencia de Nueva Caledonia con una abstención récord

La independencia de Nueva Caledonia, sometida de nuevo a referéndum en diciembre

Nueva Caledonia vota 'no' a la independencia de Francia