EventsEventosPodcasts
Loader
Encuéntranos
PUBLICIDAD

Christian Bueger aboga por redoblar esfuerzos para proteger infraestructuras marítimas 'esenciales'

En colaboración con The European Commission
Christian Bueger aboga por redoblar esfuerzos para proteger infraestructuras marítimas 'esenciales'
Derechos de autor euronews
Derechos de autor euronews
Por Denis LoctierEuronews
Publicado Ultima actualización
Compartir esta noticia
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied

El profesor Christian Bueger, experto en seguridad marítima, es coautor de un análisis de las amenazas a la seguridad de los cables e infraestructuras que se han instalado en nuestros mares. En una entrevista concedida a Ocean, destacó la importancia de las infraestructuras o los riesgos que corren.

Muchos aspectos de nuestra vida cotidiana, como el acceso a Internet, las transacciones financieras y el suministro de energía, dependen de cables submarinos ocultos e infraestructuras en alta mar. Incidentes como la serie de explosiones registradas en el gasoducto Nord Stream han llevado a la Unión Europea y a la OTAN a desarrollar planes para mejorar la seguridad. Sin embargo, alcanzar un consenso sobre responsabilidades y financiación sigue siendo un reto.

El profesor Christian Bueger, experto en seguridad marítima, es coautor de un análisis de las amenazas a la seguridad de los cables e infraestructuras que se han instalado en nuestros mares. En una entrevista concedida al programa ‘Ocean’, en Ginebra, destacó la importancia de las infraestructuras oceánicas y los riesgos que corren.

"Los cables, tanto los que se utilizan para los datos, como los eléctricos, producen fallos continuamente. El mar es un entorno difícil, por lo que los cables fallan a diario. Y, normalmente, no nos damos cuenta, porque se reparan con relativa rapidez. Pero, ahora, vivimos en un entorno diferente, en el que estos cables pueden ser objetivo de ataques deliberados, perpetrados por Estados adversarios. Es decir, pueden sufrir acciones hostiles. Y, a menudo, el hecho de que sepamos, realmente, que el cable ha sido atacado, no implicará un ‘acto de guerra’, en toda regla. El sabotaje del Nord Stream es un muy buen ejemplo de ello: todavía no sabemos realmente quién lo llevó a cabo o cómo se hizo. Ahora bien, esta es la principal amenaza, el principal escenario: que nuestras infraestructuras en el mar sean atacadas, a mayor escala, sin que sepamos quién lo hizo, cómo ocurrió... y careciendo de la capacidad para repararlas con la rapidez que necesitaríamos. Y, para esto, básicamente, tenemos que pensar en alternativas, y en redoblar esfuerzos en la protección de las infraestructuras marítimas", señala Christian Bueger, profesor de Relaciones Internacionales de la Universidad de Copenhague.

Editor de vídeo • Silvia Lizardo

Compartir esta noticia